"En la razón sólo entran las dudas que tengan llave" Mario Benedetti.

Hay personas que no entienden el aprendizaje, sin dudas existentes antes, durante y después de conseguir el conocimiento propiamente dicho (yo comparto esta idea plenamente). Es evidente que frente a una asignatura a la que podíamos llamar “la gran desconocida” nos surgieron dudas, cómo será la profesora, de qué tratará la asignatura, como será en método de enseñanza-aprendizaje,..

.Esas dudas no tenían más director  y redactor que nosotros mismos. Pero y pese a ellos no veníamos vacíos, no éramos folios en blanco, teníamos escrito en nuestra cabeza estereotipos sobre el asesoramiento, vivencias sobre el mismo, palabras  que habían llegado a nuestros oídos casi por casualidad y modos de posicionarlos frente a los posibles debates que pudieran surgir.

Después de mucho tiempo sin vernos de manera presencial, a la profesora Lourdes Montero le quedaba la misión de hacer que estos pequeños conocimientos que nosotros teníamos como máximas se tambalearan, creando un aprendizaje profundo, real, veraz y significativo.

  Así comenzaron estas dos sesiones planteando dudas sobre qué era el asesoramiento, sobre quién asesoraba,  cuales eran las funciones que tenía el asesor y qué era el asesoramiento en educación. No cabe duda que consiguió descolocarnos , trastocar nuestras ideas, enfrentarnos de una manera sana y que aprendiéramos sin coartar nuestro propio pensamiento. En la clase se produjo un aprendizaje gracias al trabajo que cada uno realizamos individualmente y que compartimos con los demás.

Nosotros, alumnos de quinto año de psicopedagogía , cansados del sistema universitario, molestos por el incumplimiento de los programas, irritados por la falta de compromiso, y asqueados por nuestros propios errores y dejadez que hacen que el sistema se devalúe. Hemos observado como esta asignatura y la metodología utilizada para que aprendamos (como otras que tuvimos), nos ha hecho entusiasmarnos con lo que hablamos, buscar información para defender nuestras propias ideas, hablar después de clase creando nuestros propios discursos paralelos,..

Por otro lado, hablamos de la ineluctable de la ética en los escritos. De cómo se debe de respetar los derechos del autor y los deberes que nosotros mismos firmamos cuando hacemos utilización de sus palabras en nuestros blogs. Comentábamos que lo importante del learning playing era la interacción que se creaba pero respetando las fuentes de las que habíamos bebido cada uno.

 

Algunos de los debates más incandescentes fueron los siguientes: Asesoramiento y orientación ¿Dos campos diferentes?, ¿El asesoramiento se puede entender como una actividad indirecta?, ¿Sólo hay una manera de entender el asesoramiento?, ¿El asesor debe de ser siempre ético?, ¿Realmente el asesoramiento es siempre bidireccional?, ¿No hay colaboración sin asesoramiento?, y ¿Hay problemas de poder  entre el lugar que ocupa la  orientación y el asesoramiento?.

Con esta primera entrada en el blog, podía profundizar más sobre los contenidos concretos que aprendimos, las diapositivas que observamos, pero creí que sería mas interesante narrar lo que vivimos en estas sesiones y como me enseñaron a mí en mi última intervención, ir al sentido de las cosas.

Con esta intervención un tanto filosófica (como normalmente suelo escribir) me gustaría haberos ofrecido una lectura que active cosas que vivisteis en las sesiones, que tengáis ganas de contar algo que por el escaso tiempo no pudisteis decir, haberos recordado dudas o  haberos creado otras nuevas, ...Es decir, que con el transcurso de la lectura esta no os parezca banal y os deje indiferente. Cualquier opinión hacia la misma lo tomaré como algo positivo de lo que aprenderé no hay que ovidar que  "La perfección es una pulida correción de errores" según Mario Benedetti. Muchas gracias por la lectura de este escrito y por vuestros posibles comentarios, ya sabéis que la única distancia que nos separa en este medio es sólo un click.