“Phubbing"

 “Phubbing” se define como el hecho de ignorar a quien nos acompaña por atender al teléfono móvil. Se inició con la llegada de los smarthphones  al tener la posibilidad de mantenerse conectado a internet a cualquier hora y en cualquier lugar. El 87% de los jóvenes prefieren comunicarse a través de mensajes en vez de cara a cara.

Nos encontramos en la generación de “las cabezas bajadas” ya que se pasa más tiempo mirando al móvil o tablet  sin levantar la vista de estas tecnologías.

 Esto puede producir una tensión cervical que puede tener consecuencias ante un uso prolongado a lo largo del día. Y a largo plazo puede tener efectos más graves.

Estas tecnologías están tan integradas en nuestra forma de vivir que ya no concebimos una vida sin ellas, hasta tal punto de no prestar atención a lo y a los que nos rodean.

El artículo de la página web http://www.eleconomista.es/tecnologia/noticias/6631058/04/15/El-uso-compulsivo-de-moviles-y-tabletas-cambia-las-reglas-sociales-de-convivencia.html sobre la generación de las “cabezas bajadas” aporta diversos datos:

Según una investigación de la aerolínea Swiss el 74% de españoles se sienten desplazados por el móvil cuando están en pareja. El centro de investigaciones Sociológicas asegura que el 34% de españoles reconoce estar enganchado a los mensajes de Whatsapp. El instituto Forsa, tras una consulta a más de 600 jóvenes alemanes de entre 14 y 19 años obtuvo como resultado que el 60% elegiría prescindir de pareja antes que de móvil.

Creo que deberíamos de pensar seriamente en este nuevo término, el de las “cabezas bajadas”, estamos ante una sociedad rodeada de nuevas tecnologías y estas nos pueden producir efectos negativos como el de no atender a los demás, no saber qué hay a nuestro alrededor. El futuro que nos espera, sino cambiamos esto, es aquel en donde ya no se establecerán apenas relaciones sociales, sino virtuales, escasas comunicaciones cara a cara etc.

Para poder cambiarlo debemos cambiar nosotros y  educar a los pequeños  de forma que sean conscientes de que no todo se basa en los smartphones o tablets sino que las personas “existen” y se deben mantener relaciones sociales físicamente, hay que mirar alrededor, apreciar lo que tenemos y cultivar amistades reales. Hay que ser conscientes de que los pequeños aprenden de los mayores, son lo que ven, en su entorno social y familiar, y nosotros, somos los que tenemos que empezar a cambiar.

El video que os muestro a continuación “Look Up” (levanta la vista) muestra lo importante que es dejar el teléfono a un lado y disfrutar de la vida. Estamos en un mundo donde somos escuchados pero no vistos.

Estamos rodeados de niños que desde que nacen nos ven vivir como robots, lo que supone que ellos también actuaran de esta forma, los entretenemos con las nuevas tecnologías, apenas se les lleva a los parques etc.

Nos estamos volviendo antisociales. Necesitamos la “conexión real” para comprobar lo que es “estar ahí”, el paso de la vida, las cosas importantes. Esto no lo vamos a conseguir si seguimos mirando hacia abajo.

¡Apaga la pantalla y levanta la vista!

 

 

(Os recomiendo verlo, es muy interesante).