Videojuegos en los niños

Buenas compañer@s:

Se acerca el final del curso y con ello el tiempo se reduce para poder comentar asiduamente, pero aún así hay que sacar tiempo de donde sea para poder comentar.

La temática de hoy es la repercusión de los videojuegos en los niños de la sociedad actual. ¿Creéis que se puede educar a partir de ellos? O más bien, ¿son un recurso creador de conflictos más que soluciones?

La respuesta varía en función de con qué finalidad hayan sido creados. Si los creadores simplemente se preocupan de ganar dinero o beneficiarse de cualquier otra forma (popularidad, prestigio, etc) los juegos atenderán a una temática simple y burda: sin finalidad educativa, con un contenido vacío y probablemente sin ningún aliciente más que el "pegar a unos bichos" o "matar enemigos". En cambio, si centramos la atención en una perspectiva pedagógica y orientamos el contenido de los videojuegos hacia unos fines plenamente educativos, podremos conseguir que los niños aprendan y al mismo tiempo se diviertan.

Los fines educativos pueden ir desde orientar al niño hacia unos determinados gustos hasta aprender contenidos académicos como pueden ser todo lo relacionado con las matemáticas o las ciencias (biología, geología o sociales, en función de la edad), los cuales esta última temática tiene mejor aceptación por parte de ellos.

Debemos tener en cuenta además, que no sólo sirve con dotar de contenidos un videojuego, sino que además deberemos crear los alicientes necesario como para cautivar al niño para que continúe jugando, no como un vicio, sino como gusto personal, que lo adopte en sus esquemas mentales de conocimiento, aprenda de él y lo más importante: que desarrolle la autonomía a la hora de pensar libremente sobre una determinada idea. 

No digo con esto que los niños que más jueguen a videojuegos desarrollarán una autonomía completa, en el sentido de aprender a tomar decisiones libremente y sin miedo. Lo que trato de expresar es que desarrollarán una capacidad a la hora de juzgar, debatir y pensar completamente diferente que una persona que no juega a videojuegos.

De todas formas, debemos establecer un equilibrio entre el juego y el tiempo libre, porque ni debemos concienciar al niño de que lo juegos son dañinos, ni debemos dejarles todo el tiempo del mundo.

Seguiré profundizando, pues incluiré esta temática en el e-portafolio.

Fuente: Gros, B. (1998): Jugando con videojuegos: Educación y entretenimiento. Bilbao: Desclèe de Brouwer

Comentarios

  • Borja Lapido Tubío

    Esta é unha temática moi interesante e debatida ultimamente no ámbito educativo, xa que os videoxogos ao igual que outros medios tecnolóxicos xogan un papel importante na educación, pero nunca sustituirán aos docentes no que ao seu papel se refire senón que son estes os encargados de empregar estes medios para a finalidade educativa.

    Os videoxogos teñen moitas posibilidades á hora de educar xa que neles hai unha inmensa diversidade de contidos e tipoloxías para un público tan amplo como hai na sociedade actual, sempre respetando a adecuación dos mesmos as idades dos usuarios que os empreguen. Non debemos de esquecernos que os videoxogos son unha forma mais de entretemento.

    O relevante deste tema sería a inclusión de aspectos positivos que os videoxogos ofrecen como un recurso TIC dentro da ensinanza e das aulas, é dicir, adaptalos. A finalidade destas adaptacións debe basearse en aspectos como a motivación cara o alumnado e sacalos dese "aborrecemento" que en moitos xeran diversas materias.

    A modo de conclusión dicir que non todo na vida dos nenos ten que ser educativo, a importancia do tempo de lecer ten moita importancia, así como a que se aburran e sepan xestionar ese aborrecemento e aprender del, ademais, outros aspecto a comentar é o de que se queremos que os nenos/as aprendan dos videoxogos o papel dos pais e nais debe ser de estar presentes nos momentos nos que xoguen con eses videoxogos e sirvan de guía cara os mesmos.

     

  • Álex Padín García

    Cierto, de lo que se trata no es de sustituir al docente en la enseñanza. La idea sería que ambas enseñanzas fueran complementarias. Es decir: por una parte tenemos la educación en la escuela, con todo lo que supone y, por otro lado, el contenido educativo que podemos introducir en los videojuegos y que los niños puedan aprender.

    La última idea que señalas es un aspecto que se debería enseñar en las aulas de Pedagogía, y aún así lo único que puedes hacer es leerla entre líneas a veces: los niños deben tener tiempo para aburrirse. De nada sirve que un niño se pase 12 horas en su formación si no se complementa con otras horas de carácter lúdico. Es aquí donde podría entrar el papel de lo videojuegos.

  • Raquel Vázquez

    Na miña opinión ós nenos e adolescentes encántanlles os videoxogos e todo o que teña que ver con eles. Por iso sería interesante empregar isto para favorecer a súa aprendizaxe. Relacionado con eso está a gamificación que é a aplicación de dinámicas e estratexias do xogo a ámbitos da vida cotiá como a educación. Con isto os alumnos vense motivados e aumentan a súa concentración e esforzo grazas a que se ven reforzados con insignias ou premios. Na miña opinión está pode ser unha moi boa ferramenta para integrar os xogos na educación que axudará a que os nenos se motiven, aprendan dunha maneira máis lúdica e divertida e non esten sempre facendo os exercicios nos libros.