┬┐Seguridad o responsabilidad?

            Se habla mucho últimamente de los peligros que entraña Internet, en especial para aquellos niños y adolescentes que tienen mayores dificultades en reconocer y alejarse de los riesgos… pero realmente estamos gestionando correctamente estas dificultades educativas que se nos presentan. Todos hemos mantenido contacto con los filtros de menores o controladores paternos para la web, y no es raro tener padres que quieres estar siempre pendientes de sus hijos mientras estos navegan o que revisan el historial con frecuencia… y esto en sí denota algo positivo, que los padres son conscientes de los riesgos, pero ¿es esta la mejor manera de evitarlos? Navegando por la web me topé con un video titulado Dibujos animados educativos sobre los Peligros de Internet

 En él se reflejan los numerosos peligros que nos podemos topar todos en Internet y como se maneja una niña ante ellos. De todas formas, hay algo que no me gusta del todo en ese video. La niña se queda sola en la web con una simple advertencia del progenitor: ten cuidado. Entonces, esta acude a internet protegida por unos monigotes que la van siguiendo controlando a lo lejos su actividad y solo interviniendo en caso de que sea necesario. Finalmente, hay alguien que logra superar esa barrera y comienza a engañar a la niña al punto de que esta casi le da sus datos privados, entre ellos la dirección. Está a punto de ingresarlos cuando los monigotes vuelven a actuar y a llevarse la amenaza, volviendo ella con sus padres y habiendo aprendido por el hecho de sufrir una mala experiencia. Esta es la situación que llevamos viviendo un tiempo, probablemente todos recordéis entrar en la web y empezar a ver ciertos anuncios de que se regalaban móviles, que ibas a hacerte rico o que alguien quería contactar contigo… también puede que os halláis encontrado chateando con desconocidos o enfrente de una pantalla que te pedía que ingresaras tus datos. Muchos hemos aprendido los peligros de internet cayendo en ellos, otros los conocen y no pueden caer por la protección paterna… pero ¿es esta la solución? ¿Por qué en vez de educar para la seguridad no educamos para la responsabilidad? Recuerdo una de las charlas más valiosas que me dieron en mi colegio, unos agentes de policía vinieron a contarnos casos de chicas y chicos que se vieron engañados por Internet, que cedieron datos, imágenes y demás contenido personal que después les pasó factura. De esta manera aprendí que cierto contenido no debe compartirse o subirse a la web y, mientras yo sabía esto, vi como compañeros y amigos sufrían el haber pasado ciertas fotografías a personas que no debieron o que eran objeto de burla por colgar información personal en redes sociales.

Por esto creo que la herramienta más adecuada para que los niños no sufran los engaños de Internet es enseñar a los jóvenes en responsabilidad, explicando no solo los riesgos sino dando las claves para que lo sepan evitar por sí mismos. ¿Qué opináis vosotros?¿Creeis que son incompatibles o qué una es mas necesaria que la otra?

Comentarios

  • sandra picos sanisidro

    Yo creo que los padres y los profesores debería enseñan a los niños, y no tan niños las posibilidades y los riesgos de la red, a la vez que proporcionarles consejos e indicarles como utilizar ña red de forma segura y productiva. Vigilar a los niños  en las redes sociales, no me parece del todo mal, pero lo esencial debe ser enseñarles a utilizarlas.