Las elecciones de Sudamérica manipuladas por un hacker.

Aquí os dejamos Marta Pérez y yo nuestra noticia de la clase interactiva del día 5 de abril.

El colombiana Andrés Sepúlveda manipuló durante ocho años consecutivos las elecciones presidenciales de varios países Sudamericanos. Para ello, dirigió a un equipo de hackers que tenían como objetivo el robo de estrategias de las campañas del partido político oponente para el cual trabajaba.

Sepúlveda trabajó durante varios años para el ex-gobernador de México, Enrique Peña Nieto, pero las eleciones del año 2012 fueron unas de las más complicadas. Para ello utilizó redes sociales para amañar las tendencias e influir en la toma de decisiones de la población. Llegando, incluso a instalar tecnología de espionaje en las oficinas del los partidos oponentes.

Sepúlveda, declaró que la mayoría de sus trabajos comenzaban con un contrato en persona con su principal cliente: Juan José Rendón.Rendón, político instalado en Miami, entregaba un papel con listas de nombres, teléfonos y direcciones de mail con los que Sepúlveda introducía todos los datos en un archivo encriptado antes de destruir los documentos con los encargos.

¿Os parece una noticia real? ¿Falsa?

¡Esperamos vuestras opiniones!

 

 

Comentarios

  • Ariana

    Hola Marta y Carlota ¡¡ La verdad que es una noticia asombrosa, pero yo diría que es real. Con frecuencia observamos como los hackers acceden a las cuentas de famosos, políticos, empresarios... por lo que considero que las elecciones también han podido ser manipuladas a través del sistema de hackeo. Además día a día vemos como a través de las redes sociales, los periódicos digitales, los medios de comunicación...  se influye en la sociedad, bien sea, a través de la creación de fobia social o de la transmisión de noticias que moldean nuestran conciencias. Espero no equivocarme. Un saludo¡¡

  • Carlota Martínez

    ¡Buenos días Ariana!

    Tienes toda la razón pero bueno... el martes descubriremos si la noticia es real o no. Hasta el momento te dejaré con la intriga jaja.

    ¡Un saludo!