Flipped classroom.

¡Buenas tardes compañeros y compañeras!

Ayer me encontré con una noticia muy llamativa que me gustaría compartir con vosotros ya que yo no conocía el concepto “flipped classroom”.

Este concepto nació gracias a Jonathan Bergman, un profesor de Química de un instituto en Colorado. Este profesor impartía clase de forma tradicional lo que hizo que poco a poco se fuese dando cuenta de que sus alumnos se abrurrían en clase, y en muchos casos se ausentaban, por lo que decidieron hacer algo al respecto. Con su amigo Aaron Sams en el año 2007, empezaron a granar las clases que impartían y publicarlas en internet, para que así los estudiantes que no acudían a clase pudieran verlas desde casa. Para su sorpresa, este invento tuvo una gran acogida y de esta forma nació el flipped classroon también conocida como aula invertida.

El flipped classroon consiste en que los alumnos desde sus casa ven los videos con las explicaciones de sus profesores, mientras que en el colegio llevan a la práctica la teoría aprendida en estos videos.

Gracias a investigaciones ya realizadas se ha demostrado que esté método mejora el rendimiento de los alumnos y hace que aumente su motivación. El 40% de los directores quiere llevarlo a sus escuelas y hay miles de profesores flipeando sus clases en colegios de todo Estados Unidos.

Desde mi punto de vista este es un método muy innovador y positivo, ya que gracias a el los alumnos pueden aprender a su propio ritmo y en las clases prácticas tienen más tiempo para interactuar con su profesor y preguntarle cualquier duda que se les haya planteado. Otro aspecto que veo positivo es que las clases van a ser más activas y los alumnos van a poder profundizar en aquellos conceptos que no les queden claro. Sin embargo, creo que este método hace que los profesores tengan algo más de trabajo ya que tendrán que grabar todas sus exposiciones.

¿Qué opináis sobre este modelo?

Comentarios

  • Ariana

    Hola Carlota¡¡ Ya había escuchado hablar anteriormente del método Flipped Classroom y considero que es una potencial herramienta de cara a mejorar los procesos de enseñanza-aprendizaje. Personalmente tuve una experiencia de este tipo, aunque con algunas diferencias. Más concretamente, tuvo lugar en la materia de Historia en el curso de 3º de la ESO, donde el profesor nos compartía tutoriales personalizados con sus explicaciones, así como también vídeos, artículos y películas sobre los contenidos abordados. Además, en caso de que algún estudiante faltase por enfermedad o otro motivo justificado, el docente nos enviaba las tareas y contenidos pendientes dados en el aula. Una forma de aprovechar al máximo las ventajas que nos ofrecen las nuevas tecnologías educativas y de conseguir aprendizajes significativos. Con respecto a lo que tú bien señalas Carlota, comparto tú misma opinión, creo que como contrapartida aporta un trabajo a mayores a los docentes, el cual no todos están dispuestos a asumir. Un saludo ¡¡

  • Vanesa

    Hola Carlota! Me parece una iniciativa muy interesante, hace tiempo subí una entrada hablando del B-Learning que combina aprendizaje eLearning con clases semipresenciales. Realmente la propuesta que mencionas podría ser un ejemplo de este tipo de enseñanzas. Como bien dices los alumnos se aburren y ¿qué hay mejor que fomentar el aprendizaje autónomo? Sin embargo, creo que este tipo de enseñanzas deberían orientarse a etapas donde los alumnos ya tengan cierta formación como en la Universidad y siempre con clases presenciales igualmente. En el tema de los docentes tenéis razón las dos ya que, todo esto supondría un aumento de trabajo que muchos docentes no están dispuestos a realizar.

  • Carlota Martínez

    ¡Hola Ariana!

    La verdad es que me alegra y sorprende que hayas vivido una experiencia así hace ya unos años y en España. Es bueno saber que hay muchísimos profesionales apostando por una educación de calidad en nuestras aulas.

    Desde tu vivencia ¿cómo te resultó la experiencia?, ¿ resultaba efectiva esta metodología?

     

  • Ariana

    Hola de nuevo Carlota ¡¡ En respuesta a tus preguntas, puedo decirte que a través de la experiencia mis aprendizajes de cara a la materia Historia, fueron adquiridos fácilmente y de una forma muy divertida. Además, cuando un tema era complejo de entender, a través de la visualización de documentales o tutoriales del profesor, este se captaba de forma eficaz, incluso llegando a recordar los datos más insignificantes. El hecho de visualizar la teoría hacía que aprendiesemos los contenidos de forma más activa e interesada. La mayoría de alumnos obtuvimos muy buenos resultados a través de esta metodología, eso si, con el trabajo y participación de los mismos. Un saludo ¡¡