Chefa, la visión práctica. 15-05-2012

En esta sesión vino Chefa a presentarnos su exposición, una visión nueva y real que necesitábamos para comprender del todo la realidad, pues lo que se aprende aquí entra en juego el día de mañana, y en ese juego se introducirán variables que seguro que no tenemos en cuenta en la teoría, por lo que me parece muy adecuado una charla de una profesional en activo.

Lo primero que mencionó Mª José fue que el grueso de la práctica del departamento lo deben de llevar a cabo todos los miembros. Este principio me resultó muy alentador, ya que estaba en estrecha relación con la colaboración tan mencionada en días anteriores. No sé si fue casualidad o planificación, pero me gustó que partiera de nuestros conocimientos previos.

Lo siguiente mencionado fue la atención a la diversidad. Aquí se introdujeron primeramente las medidas ordinarias (comentó que aquí se sitúa lo más importante del asesoramiento, debido a la gran cantidad de casos): refuerzo educativo, metodología y agrupamientos; para seguir con las medidas extraordinarias: adaptaciones curriculares (ACI) y programas de diversificación curricular; para finalizar en las medidas organizativas: agrupamientos y aulas específicas. De aquí surgió un gran debate sobre el uso de las ACI, ya que varios compañeros exponían que en algunas discapacidades es preferible contemplar una ACI desde el principio para así poder tener un referente legal en el que sustentarse para que los profesores colaboren. Desde mi punto de vista, la ACI debe de ser el último recurso a utilizar, aunque he de tirar una lanza a favor de mis compañeros diciendo que debemos de concienciar al profesorado de que si no hay ACI también debe de haber adaptación. ¿Qué es más que una adaptación la atención a la diversidad? Entiendo las dos posturas, pero desde una perspectiva globalizadora y centrada en el alumno, pues creo que este es el que debería ser el beneficiado en cuanto a aprendizaje. Debemos de buscar los mejor para que el alumno prospere, por lo que realizaremos las modificaciones pertinentes y adaptadas a él.

Seguidamente, hablamos de las fases del asesoramiento: análisis de necesidades (espacio, recursos, currículo y entorno), implementación (profesorado, reuniones de coordinación docente y administración) y evaluación. Personalmente, este apartado no me aportó nada nuevo, pues es un tema ya muy concurrido, al que creo que le dedicamos demasiado tiempo. Lo que sí me gustó de su exposición fue la explicación del análisis de necesidades. Cuando nos explican lo que es un análisis de necesidades nos dicen que es un procedimiento sistemático para establecer prioridades y tomar decisiones sobre programas y sobre asignaciones de recursos…pero no nos dicen que un análisis de necesidades es necesitar otro PT, la necesidad de adaptar el espacio al alumno…por lo que creo que vino muy bien esa explicación.

Por último, nos presentó el trabajo por proyectos, que creo que es esencial para la educación actual, ya que es un método fenomenal para tener motivados a los niños y que aprendan de forma constructiva y amena. Con lo único que no estoy de acuerdo con su exposición es con que en todo proyecto tiene que haber un proceso y un producto. No creo que sea necesario un producto explícito, ya que se puede trabajar muy bien por proyectos y no necesitar un resultado final obligatoriamente.