RECONDUCCIÓN DE NUESTRO TRABAJO

El 29 de noviembre tuvimos una clase un poco diferente al resto de las expositivas, ya que el profesor nos dejó seguir concretando el trabajo que tenemos que hacer, para ello tenemos que utilizar como recurso principal la tecnología, con el objetivo de que los niños y niñas aprendan a darle solución a un problema.

Al principio de la sesión los cuatro integrantes del grupo estuvimos reordenando las ideas que teníamos para hacer el trabajo, algunas de ellas decidimos descartarlas porque creímos que no eran una buena opción o que no cumplían del todo con el objetivo del propio trabajo, en cambio con aquellas con las que nos quedamos decidimos seguir buscando información para completarlas y mejorarlas. Aun así pensamos en comentarle al profesor lo que hasta ese momento teníamos pensado, ya que anteriormente aun no lo habíamos hecho.

Tras contarle la idea que teníamos en mente nos preguntó que por qué no barajábamos otras opciones, manteniendo la esencia de lo que queríamos hacer. El problema que tenía lo que habíamos pensado era que se centraba mucho más en el trabajo de los propios contenidos que en el desarrollo de la competencia digital, además el objetivo principal de dicho trabajo, aparte de tener una base en el propio curriculum, debe propiciar un aprendizaje por parte del alumnado en el cual sea capaz de relacionar lo que se le esté enseñando con la realidad.

Una vez que nos aconsejó sobre como encaminar nuestro trabajo comprendimos realmente nuestro fallo, en muchas ocasiones se dice eso de que reproducimos aquello por lo que un principio renegamos, y ciertamente en un muy alto porcentaje eso resulta ser así.

Debemos intentar siempre en la medida de lo posible crear climas de aprendizajes en los cuales los niños y niñas le vean realmente sentido a lo que estudian, porque si no cuando llegue el día de mañana, además de no recordarlo, no serán capaces de reflexionar sobre lo que ocurre a su alrededor.