¿Miedo a incoporar las nuevas tecnologías como método de enseñanza?

¿Somos conscientes de la importancia que tiene la tecnología en la construcción de nuestro aprendizaje?

La red nos proporciona numerosas alternativas que nos permiten aprender diferente a la tradicional, y no por ello, estamos adquiriendo conocimientos erróneos, sino que adquirimos los mismos de manera diferente.

Muchos docentes son conscientes de ello, por lo que se animan a incorporar a su estructura de enseñanza nuevas tecnologías, ya que las consideran una herramienta imprescindible y que gracias a ella, se consiguen numerosos logros en el aprendizaje de los alumnos. Pero por lo contrario, son muchos los docentes que tiene miedo o temor a incorporar la tecnología como un nuevo método de enseñanza, pero, ¿Por qué? Piensan quizás, que no es necesario cambiar el método tradicional puesto que hasta ahora se ha enseñado así y se han obtenido los resultados esperados. No se lanzan, no se atreven a innovar.

Lo conocido les da seguridad y comodidad, y no son conscientes de que las capacidades podemos fomentarlas todavía más a través de las TIC’s.

Os dejo un vídeo en el que se reflejan estos aspectos, y os invito a comentarlo.

 

Comentarios

  • Andrea Carro Carro

    Hola Karla! Estoy de acuerdo con los que expones en tu blogs. Creo que la mayoría de los docentes de hoy en día sienten miedo o, simplemente, rechazan la necesidad y utilidad de incorporar las nuevas tecnologías a la enseñanza. Además los docentes que deciden utilizarla, la emplean de forma inadecuada sin cambiar la metodología de su clase.

    Muchos profesores universitarios alardean de utilizar las nuevas tecnologías en sus clases pero en realidad lo único que hacen es poner una presentación de power point frente a todos sus alumnos y leerla. Esto no significa que incorporen las nuevas tecnologías, y menos de forma adecua. Pienso que para una adecuada incorporación de las Tics es necesario que se reformule la metodologías empleada por muchos docentes, pasando de la metodología tradicional y magistral a una metodologías más contemporánea.

    Por último, creo que para que lo expuesto con anterior suceda, es necesario que pasen muchos años y que la mayoría de los docentes de hoy en día, se comprometan seriamente con un cambio metodológico y con recibir una formación que les permita el adecuado uso de las nuevas tecnologías.

  • Nerea Patiño Fontenla

    Hola Karla. Sin duda, tal y como tú nos aportas en tu nueva entrada y al igual que nuestra compañera Andrea, pienso que algunos docentes en la actualidad, sí se muestran reticentes a incorporar las nuevas tecnologías en su día a día dentro de las aulas. En mayor medida, he podido experimentar a lo largo de mi trayectoria vital, que esta reticencia se producía con los docentes de mayor edad, puesto que, considero que estaban sumidos en su zona de confort y cuando se está en esta zona, es dificil ver más allá de la realidad y cualquier cambio que se pueda producir, provoca ciertos temores. En el curso anterior, cuando cursábamos la materia de Didáctica, pude entender a través de sus contenidos, el porqué algunos profesores se mostraban cerrados a la introdución de las nuevas tecnologías dentro del aula, ya que temen sentirse inseguros en y con las mismas, porque la mayoría dicen no saben emplearlas. 

    Esto me recuerda a hace unos meses, cuando empezábamos la materia de Tecnología Educativa. Muchos de nosotros (yo entre ellos), nos mostrábamos reacios a cursar una materia de las características que ésta tiene, porque creíamos no ser lo suficientemente competentes. Ante ello, no nos dejamos de brazos cruzados, ya que siempre es necesario mejorar e innovar y para ello, uno debe tratar de romper lazos con su zona de confort, algo así como le ocurría al elefante encadenado visionado en la primera clase interactiva de la materia. 

    Sin duda, como pedagogos/as y de manera más específica como formadores de formadores debemos trabajar en mejorar la competencia digital de algunos docentes, así como tratar de alfabetizar digitalmente a aquellos que muestran rechazo por las nuevas tecnologías. Esto no es capricho, sino que considero que es una necesidad en la sociedad del conocimiento en la que vivimos en la actualidad. Además, lo considero necesario para reducir la enorme brecha digital que se genera en ocasiones entre los nativos e inmigrantes digitales. Para ello, existen numerosas estrategias, tales como la actualización y el perfeccionamiento docente a través de diversas organizaciones (como la que nos mostraba una compañera en uno de sus blogs cuando nos indicaba el nacimiento del proyecto ESCOLATIC, por ejemplo). Por lo tanto, bajo mi punto de vista es necesario hacer ver a los docentes el enorme potencial que pueden tener las nuevas herramientas tecnológicas y romper sus miedos, haciéndoles partícipes de nuevos entornor, métodos, herramientas interesantes, que pueden ser realmente atractivas y emocionantes. Es necesario también hacerles entender que las TIC no son sólo presentaciones en power point (que es con lo que mayormente se vincula), sino que tal y como se puede conocer a través del visionado que nos aportas en tu entrada, se pueden hacer múltiples tareas, tales como: visitas a museos de manera virtual, visitas a bibliotecas, acceso a recursos multimedia, videojuegos educativos, simulaciones, diferentes redes de aprendizaje, etc. 

    ¿Crees que estoy en lo cierto?

  • Andrea Bermúdez

    Hola Karla. Tras leer tu aportación, y al igual que la postura que mantienen las compañeras, es una realidad que el panorama educativo está pasando por un período de transformación, que debe ir acompañado de un periodo de adaptación por parte de los/las docentes, a fin de introducir las TIC en el aula. Las posibilidades que tenemos ahora para obtener información y conocimiento se enmarcan dentro de un amplio abanico; así como los canales a través de los cuales se produce el proceso de enseñana-aprendizaje responden a las necesidades actuales de la sociedad. Es cierto que por mucho que a nivel estatal se recoja en la ley educativa vigente la competencia digital, si se mantiene esa fracturación de dicotomia entre lo local y lo global, es decir, a nivel micro, sin la función por parte de los docentes, de convertir esta premisa abstracta en una práctica educativa incorporandola como parte de la metodología de trabajo dentro de las aulas, no tiene ningún trasfondo.

    Esto me lleva a comentar lo que vienes diciendo en tu publicación y responder la pregunta que lanzas: ¿miedo a incoporar las nuevas tecnologías como método de enseñanza?​. Tras una reflexión derivada de la propia experiencia personal a lo largo de mi etapa educativa, desde diferentes niveles hasta la actualidad, coincido contigo y con la aportación de las compañeras en que problemente la dificultad en introducción de las TIC en el aula sea una cuestión de cambiar la idiosincrasia de un perfil de profesorado deteminado, de un rango de edad más avanzado y que reproduce los estilos de aprendizaje que ha proyectado desde el inicio de su etapa profesional, e incluso, seguramente, desde su etapa como estudiante; una enseñanza basada el modelo tradicional, de sesiones magistrales con contenidos muy estructurados e instrumentos y recursos didácticos escasos, basandose casi con exclusividad en los libros de texto. Como bien he dicho al principio, desde las últimas décadas, se viene produciendo un cambio en la sociedad, en general, y en la educación, en particular, por lo que se debe producir también un cambio acorde en la metodología de enseñanza y en los canales para que se produzca la misma, por lo que sería favorecedor que los docentes incorporasen las TIC como herramientas de aprendizaje para actualizar la educación a las necesidades reales actuales.

  • Karla Crespo Agra

    Totalmente de acuerdo con tu aportación Nerea, considero que es necesario formar a formadores en la era actual, y puesto, que vivimos en la era digital, esa debería ser la principal función.

    Ya no sólo como tú bien dices formarlos como simple capricho, sino como necesidad, ya que es el futuro y debríamos tenerlo en cuenta.

    Es importante que los formadores sean conscientes de las posibilidades que nos aportan las tecnologías y de los efectos positivos que pueden tener en nuestro aprendizaje. Pero que no se reduzca a esto, sino mostrarle lo que realmente se entiende por nuevas tecnologías en el aula, que no todo se reduzca al famoso "power point" como bien exponías en tu comentario, sino que va más allá.

    Por ello es sumamente necesario que adquieran conocimientos acerca de las TIC'S como parte esencial en el desarrollo tanto personal como del aprendizaje de cada persona.

  • Elena Camino Santos

    Hola Karla!

    No te falta razón en este blog, y es que, aunque muchos docentes por fin rompen el cascarón con este tema, son muchos también los que se niegan a salir de su zona de confort e incorporar las nuevas tecnologías al aula. Lo malo de todo esto no es que marginen de eta forma a la tecnología, sino que, en algunos casos, hacen pensar a los alumnos que la tecnología no puede usarse en el campo de la enseñanza, que únicamente sirve para el ámbito de ocio, lo cual es un tremendo y peligroso error.