• Blogs
  • Miriam
  • El uso de la tecnología nos acerca o nos aleja?

El uso de la tecnología nos acerca o nos aleja?

Hola a tod@s! He leído una noticia que me ha llamado mucho la atención por lo que he decidido compartirla con todos vosotros.

Uno de los beneficios de los avances en tecnología es el poder comunicarnos en tiempo real y acercarnos a personas que no están físicamente con nosotros. Estas comunicaciones, como todos sabemos, las establecemos a través las diferentes redes sociales existentes, el WhatsApp, las videollamadas...

Si salimos a la calle o vamos a tomar un café a un bar, observamos que la inmensa mayoría del tiempo, la gente tiene su teléfono móvil en la mano, independientemente de que esté en grupo o no. Esto contradice lo que se cita en el párrafo anterior, la tecnología nos acerca cuando estamos lejos pero, una vez cerca, nos aleja.

Por ejemplo, hacemos uso de estas herramientas para concertar un cita en una cafetería (el comunicarnos estando lejos, nos acerca) pero somos incapaces de, una vez en la cafetería, dejar el móvil a un lado y establecer una conversación de más de diez minutos (por ello decimos que dichas herramientas nos alejan).

Después de este ejemplo, podemos decir que las tecnologías anteriormente citadas provocan en el ser humano la necesidad de relacionarse más de manera virtual que en el mundo real y, además, generan adicción y dependencia.

Es por ello que, en ciertos casos, pueden aislar a las personas afectando, de esta forma, a su estado de ánimo y volverlos, incluso, depresivos.

En mi opinión, este es un claro ejemplo de las consecuencias de un mal uso de las nuevas tecnologías producido por el abuso de las mismas y nuestras inconscientes maneras de actuar.

Recuperado de: https://lamenteesmaravillosa.com/el-uso-de-la-tecnologia-nos-acerca-o-nos-aleja/

Comentarios

  • Ángela González Villa

    Hola Miriam! Estoy de acuerdo contigo ya que la dependencia que provocan las nuevas tecnologías (sobretodo las redes sociales y el WhatsApp) constituye una amenaza a las relaciones sociales personales, y es que a todos nos ha pasado de quedar con alguien y que esa persona haga más caso al móvil que a la conversación que estáis manteniendo. Las nuevas tecnologías nos permiten comunicarnos con cualquier persona en cualquier lugar y moment, sin embargo está limitando las relaciones cara a cara; puesto que esta dependencia de las nuevas tecnologías,  trae consigo que nos perdamos momentos de nuestro día a día.  

    A modo de interés,  decir que en la actualidad existe un término para denominar al miedo irracional que nos provoca salir de casa sin el móvil: nomofobia. 

  • Cristina López

    Hola Miriam! Estoy muy de acuerdo con tu post. Está bien lo de usar el teléfono móvil para urgencias, para quedar, o para comunicarnos con gente a la que no vemos frecuentemente, pero...¿Las 24 horas del día y los 7 días de la semana? Cierto es que crea adicción. Desde mi visión personal, no soy capaz de estar sin el móvil un día entero, y tampoco, sin mirar las redes sociales y actualizarlas a cada momento. Pero, llegados a este punto, no sé si es por costumbre y monotonía, o porque realmente cubre mi satisfacción personal.

    Más concretamente, el whatsApp se ha introducido en nuestras vidas, y lo que en un principio nació como un servicio de mensajería, hoy se ha convertido en una red social, que no solo admite mensajes de texto, sino conversaciones telefónicas y videollamadas. Además, permite la creación de grupos, por lo que no dejan a nadie indiferente. Las ventajas de esta nueva "red social" nos las sabemos, pero...¿realmente conocemos las desventajas?

    En primer lugar, la comunicación escrita es mucho más pobre que la oral. La principal diferencia entre la comunicación oral y escrita es que esta última pierde todos los aspectos no verbales que acompañan al lenguaje. La comunicación oral es muy rica en matices: el tono de voz, la velocidad del lenguaje, la postura corporal, la expresión facial...entre otras.

    Por otro lado, la rápida comunicación que nos ofrece el whatsApp puede hacer que nos enganchemos en la trampa de la inmediatez. Parece que cuando mandamos un whatsApp estamos esperando una respuesta en ese mismo momento, y si el receptor tarda unos cuantos segundos en responder, nos intranquiliza.

    Por último, es la adicción que este mismo crea. Entendida a la misma como una conducta aparentemente positiva que se puede convertir en problemática si la frecuencia e intensidad con la que se desarrolla interfiere en la vida del que la utiliza. 

    Desde mi punto de vista, pesa más lo negativo que lo positivo, pero es algo que si nos falta, viviríamos desconectados del mundo que nos rodea.

     

    Nuevo, M. (2018). Whatsapp:ventajas y desventajas. Hacer en familia. Recuperado de: http://www.hacerfamilia.com/educacion/whatsapp-redes-sociales-grupos-whatsapp-smartphone-20170307143900.html