¿ Que percepciones tenemos sobre el Asesoramiento?

imageHola a todos. En relación con uno de los temas tratados en la clase pasada y que fue planteada por el grupo de trabajo La banda del Patio me parecio interesante que cada uno de nosotros hiciesemos nuestras propias aportaciones sobre cual es el caracter predominante en el Asesoremiento. Es decir si pensamos que tiene un caracter más reactivo o más proactivo?.

Según mi opinión el asesoramiento debe ser una combinación de ambas características, ya que en el desempeño de su labor el asesor se tiene que centrar tanto en la resolución de posibles problemas que le plantean otros profesionales, como en la anticipación a dichos problemas para que no llegen a producirse.Es decir debe responder a las consultas de otros profesionales para de este modo porder ayudarlos y acompañarlos en la busqueda de posibles soluciones, pero a la vez también tiene que saber anticiparse a la aparición de estos problemas. A través del planteamiento de programas de prevención etc.

Teniendo en cuenta lo dicho y a modo de resumen claro que el Asesor tiene que cummplir la función de consulta resolviendo los conflictos que le plan pero también se debe centrar en la prevención para anticiparse a dichos conflictos. Es por este motivo que creo que el asesoramiento debe tener un caracter tanto reactivo como proactivo.

En relación con esta cuestión me gustaria saber vuestras opiniones. Un saludo.

Comentarios

  • Sulema Meizoso Bermúdez

    Yo estoy completamente de acuedo contigo María. El asesoramiento debe de tener un caracter tanto reactivo -de resolución de problemas- como proactivo -de anticipación a los mismos-. Asimismo, para que este doble carácter se desarrolle adecuadamente se hace imprescindible promover un clima de respecto, igualdad, libertad y confidencialidad. En este sentido, será fundamental que el asesor/a sea concebido como uno más de la comunidad educativa  y que las relaciones que se establezcan estean siempre caracterizadas por la horizontalidad y la bidireccionalidad.

    Además, me gustaría añadir que el asesoramiento no sólo debemos referirlo a aquel proceso indirecto e interactivo entre profesionales de igual estatus, que se pone en marcha ante la presencia o deseo de anticipación de cualquier problema o conflicto;sino también a aquel proceso que debe existir ante el deseo de mejora y optimización de la situación educativa ante la que nos situemos.

    Por tanto, yo añadiría un tercer carácter al asesoramiento: El carácter optimizador, ¿que os parece?

    ASESORAMIENTO------------PROACTIVO----------------REACTIVO----------------OPTIMIZADOR

                                            (PREVENCIÓN)                   (RESOLUCIÓN)                     (MEJORA)

     

     

     

  • Jeannina Búa Devesa

    Yo también estoy totalmente de acuerdo con vosotroas en cuanto a lo de que el desempeño profesional del asesor/a tiene que tener un carácter reactivo y proactivo.Sin embargo, creo que este/a profesional, y cualquiera en el ámbito educativo, debería dirigir más sus esfuerzos hacia la prevención. El problema de ello es que nos encontramos en un ámbito tan... "intangible" por así decirlo, que intentar predecir lo que puede ocurrir de aqui a X tiempo de manera rigurosa, es difícil y ya no sólo hablar de rigurosidad a la hora de predecir sino de la complejidad de demostrar que ese algo puede ocurrir. Yo pienso que ese es el quid de la cuestión en educación, sino vamos a obtener resultados inmediatos, ¿porque invertir esfuerzo en ello? Y con planteamientos como éste, así nos va...

  • Luis Miguel Velay Vivel

    Me parece muy interesante lo que comentais, y estoy de acuerdo con ello; pero me gustaría proponeros una cuestión relacionada con esto: El carácter proactivo es fundamental, pero a la luz de lo que podemos observar en nuestras prácticas y en nuestra experiencia personal ¿no se le exige a los profesionales por parte de sus compañeros que la mayoría de sus acciones tengan un carácter más reactivo que proactivo?

  • Jeannina Búa Devesa

    Luis Miguel respondiendo a tu pregunta, sí, creo que siempre se exige más actuar sobre un problema que prevenirlo pero creo, más que nada,que es por lo que dije antes, es más facil ver los resultados sobre un problema que ver los resultados sobre un problema que no se presentó y que, encima, no se tiene la certeza de que pueda presentarse. 

  • Alicia Nimo

    Partiendo de que estoy de acuerdo, por supuesto, con que el trabajo del asesor debe ser proactivo y reactivo (es obvio que no tendría sentido tender a la mejora sin resolver los problemas que puedan existir), creo que el equilibrio entre ambas dimensiones depende de varios factores. Efectivamente Luis, uno es la demanda, a veces la demanda de resolución de problemas es tan alta, que los orientadores se ven totalmente desbordados, pero a éste añadiría que las características del centro también condicionan mucho lo reactivo/proactivo que va a ser tu trabajo. De todos modos, y a pesar de todo, creo que la manera de enfocar el trabajo es fundamental en este sentido. A ver si logro explicarme con un ejemplo: imaginemos que en un centro escolar, varios tutores/as hablan con el orientador/a porque detectan que en sus clases hay niños que necesitan de refuerzo educativo, o de dinámicas distintas para el aprendizaje. El orientador/a puede trabajar de distintos modos, podría actuar directamente con el alumnado, podría dar pautas a los tutores/as para trabajar con esos niños/as, o podría elaborar pautas de forma conjunta con los tutores/as para trabajar con esos niños/as... En este caso, la primera opción tendría un carácter reactivo casi exclusivo, y sin embargo la última, siendo también reactiva, tendría una tendencia más proactiva. La última opción haría que el tutor/a ampliase sus competencias, de modo que la demanda sería cada vez menor, dejando progresivamente un lugar mayor a otro tipo de dinámicas.

    Que opinais?

  • EU

    A nosa intervención é como unha "intervención sanitaria", da lugar aos tres puntos que coñecemos todos: Prevención Primaria, Prevención Secundaria e Prevención Terciaria

    La prevención primaria se lleva a cabo eliminando los factores que puedan causar lesiones, antes de que sean efectivos. La intervención tiene lugar antes de que se produzca la enfermedad, siendo su objetivo principal el impedir o retrasar la aparición de la misma.

    La prevención secundaria consiste en detectar y aplicar tratamiento a las enfermedades en estados muy tempranos. La intervención tiene lugar al principio de la enfermedad, siendo su objetivo principal el impedir o retrasar el desarrollo de la misma.

    La prevención terciaria se realiza cuando ya se ha instaurado la enfermedad, y se intenta evitar que empeore y que se produzcan complicaciones. La intervención tiene lugar en plena enfermedad, siendo su objetivo principal eliminar o reducir las consecuencias del desarrollo de la misma.

    Isto mesmo podese reescribir en canto a un contexto educativo, e en canto ao noso nivel de actuación... Qué dicides?

  • María Gómez Rodríguez

    Tengo que decir que estoy totalmente de acuerdo con las aportaciones planteadas por mis compañeros. Pero respondiendo a la pregunta que plantea Luis, y teniendo en cuenta mi corta experiencia en le campo educativo dentro de un centro escolar. Mi percepción es que en realidad a los profesionales de la orientación/ asesores si que se les exige que desempeñen una labor mucho más reactiva que proactiva. Ya que continuamente llegan a sus despachos demandas de casos y consultas por parte de los docentes de diferentes inquietudes, que hacen que tengan que dejar un poco de lado su función proactiva elaborando planes de prevención de convivencia...

    Esto a mi entender es un gran error por parte de los Orientadores ya que deberian de saber marcar su campo de actuación de una forma más adecuada y quizas si desmpeñaran desde un principio una labor más preventiva y por tanto proactiva se evitarian la aparieción de muchos de los conflictos y problemas que saturan su campo de actuación.

  • Débora Seguín Pérez

    Efectivamente, o Asesoramento debería ter tanto un carácter tanto proactivo como reactivo para que fose óptimo, como ben din os meus compañeir@s.

    Os asesores teñen a obriga de adiantarse (carácter proactivo), pero tamén en ocasións precisan incidir directamente nos problemas (reactivo).

    Dende o meu punto de vista, unha gran parte da sociedade asocia ós asesores como que son os que teñen que esperar a que alguén acuda a eles para solucionar problemas; polo que considero oportuno intentar cambiar esa concepción errónea dos mesmos. Porque credes que a sociedade ten esa visión dos asesores?Porque en realidade se refuxian no seu despacho detrás dunha mesa ou por descoñecemento das funcións dos mesmos? Smile

  • Sulema Meizoso Bermúdez

    ¿No creeis que si se actuara de una manera más proactiva no harían tanta falta intervenir de manera reactiva?

  • Patricia Da Silva Nieto

    Tendo en conta as vosas aportacións, comparto con vós que o ideal sería actuar de forma preventiva, pois así evitamos e anticipamos certas situacións problemáticas, ou ben plantexamos cambios de cara a mellora do centro. Pero non podemos obviar que en moitas ocasións o/a orientador/a ten toda a carga relativa con estas cuestións: atende ás familias que así demanden, ten reunións semanais a nivel de departamento, ten reunións con algún profesorado, establece relacións con organismos do entorno (como pode ser o concello), e un longo etcétera.

    Teño a sensación, pola miña curta experiencia/observación do profesional da orientación que se ve ao mesmo como especialista e que asume moitas funcións que deberían ser compartidas, pois como falamos na clase o/a asesor/a pode ser calquera profesional (pois darase asesoramento entre o propio profesorado, entre o orientador e o profesorado, ...), e estas labores de asesoramento deberían ser compartidas, pois cada docente ou profesional nos centros escolares terá algo que aportar aos seus colegas, de forma recíproca. Polo tanto, creo que a inclusión do profesional da orientación desa maneira, con tanta independencia nesas labores fai que se vexa cada día con máis problemas que chegan ao seu despacho, e que o resto de profesionais, familias, etc lle demandan que resolva. Por iso que me imaxino que se trata dun círculo do que é difícil saír, e óptase por resolver os problemas que se plantexan.

    Ademais, o feito de actuar preventivamente creo que é moi complexo, requiere dun proceso sistemático, unha planificación e dun compromiso de todos os profesionais do centro, pois un orientador dende detrás da súa mesa do despacho e con tantas tarefas por facer, non pode acudir e intervir nos contextos da aula. É máis, o profesor como profesional encargado de impartir docencia ao alumnado, considero que é a mellor persoa para levar as actuacións ao contexto da aula. Polo tanto, creo que se trata dun compromiso e traballo compartido. Non sei que pensades vós..