PRÁCTICUM II

Stellae volvemos a vernos!

Para empezar este nuevo curso en el que nos va a acompañar Stellae, como en el curso anterior, me gustaría hablar del segundo curso de Prácticum.

Este año, como en el anterior, estoy realizando las prácticas en el CEE Manuel López Navalón, un centro de educación especial formado por alumnos con necesidades educativas específicas y un grupo de alumnos cursando PCPIs.

El trabajo que desarrollo en el centro, se trata el de una profesora de apoyo, debido a que el colegio no cuenta con un departamento de orientación propio. A pesar de ello, realizar este tipo de tareas resulta muy reconfortable y motivador, ya que tengo contacto directo con los y las alumnas y también con los/as profesores/as.

Si bien es cierto, este año está siendo una experiencia distinta a la del año pasado, puede ser por que es más tiempo el que debemos estar en el centro o porque ya tengo un poco de confianza con las profesoras y los profesores, al igual que con las y los alumnos.

La tarea de educador, en general pero en mi caso hablando desde el punto de vista de la Educación Especial, no se trata de una tarea fácil, a pesar de haber escuchado siempre que "ser profesor es un chollo". En este ámbito se precisa gente con ganas de aprender y de enseñar, sobre todo de ayudar y acompañar a las y los alumnos, todos por igual pero identificando las necesidades propias de cada uno y el nivel o ritmo que llevan, sobre todo, respetándolo y adaptando todas las actividades realizadas a estas necesidades.

En resumen, a estas alturas de las prácticas estoy muy contenta con los resultados y con todo lo que estoy aprendiendo, porque es cierto que solo se aprende si lo vives.