Entre la realidad y el deseo: una visión del asesoramiento*

       Una vez analizado el texto de Jesús Domingo Segovia a través de la técnica vivenciada por todos nosotros del “acuario”, me gustaría comentar algunos aspectos que me parecieron muy interesantes de la lectura “Entre la realidad y el deseo: Una visión del asesoramiento” de Lourdes Montero y Mª Dolores Sanz Lobo y recomendada también por la profesora. Decir que, aunque este artículo trata ideas ya trabajadas en clase, intentaré sintetizar las más relevantes y hacer una pequeña reflexión acerca del texto. 

       Así, el artículo destaca la importancia de aspectos como la colaboración (a la que ya hice referencia en entradas anteriores), el trabajo en red y la dinamización de proyectos de innovación, como ejes fundamentales del asesoramiento psicopedagógico en un centro educativo. El texto centra su atención en la figura del asesor interno (principalmente el orientador escolar). Me gustaría destacar una frase que me pareció muy significativa: "El trabajo colaborativo entre los distintos agentes implicados dentro y fuera de la institución escolar, así como la figura del asesor como dinamizador de cambios educativos orientados a la mejora, no sólo constituyen el supuesto de partida sino la meta deseada".

       Una vez leido, releido y reflexionado acerca del texto, tengo que decir que me pareció muy interesante el hecho de comenzar el trabajo con una aclaración de términos, tratando así de conceptualizar qué entendemos por asesorar y a qué tipo de asesores nos estamos refiriendo. Insisto en que el trabajo a pesar del amplio paraguas existente del asesoramiento, focalizará su mirada en el asesoramiento interno. Por otra parte, también me gustaría destacar que a parte de centrar la atención en la figura del asesor interno, se toma como referencia el conocimiento de cerca y desde dentro de la realidad gallega, en un rico devenir de la práctica a la teoría y de ésta a la práctica, lo que hace que tengamos una visión del asesoramiento muy real y cercana. También me gustó mucho el documento, ya que aunque las autoras se apoyaron e inspiraron con la ayuda de otros autores, se habla desde la mirada de la experiencia, de la propia trayectoria profesional y académica. 

       Como dije, y debido a que los contenidos ya fueron trabajados en distintas clases, no me centraré tanto en los contenidos en sí y sí lo haré más en mi propia reflexión. De esta manera, decir que en mi opinión, el primer apartado "clarificando términos" creo que hace muy buena referencia a su título ya que, por lo menos a mi, me sirvió para clarificar términos tan ambiguos. Me quedó clara la clasificación de los tres tipos de asesoramiento (interno, externo e interno-externo) y sus características. En cuanto al segundo apartado del primer punto ("asesoramiento-orientación-educación-formación) , decir que estoy de acuerdo con las autoras en que orientador y asesor interno devienen en la misma figura; así hablamos de la citada frase "la orientación atravesada por el asesoramiento". También me gustaría destacar la relación en sentido amplio educación-orientación, en cuanto a que se trata en ambos casos de procesos complejos, integrales, colectivos, relacionales, a lo largo de toda la vida: todos educamos, todos orientamos. Me gustó mucho el proverbio africano "para educar a un niño hace falta la tribu entera". Dando un paso más, decir que me pareció enriquecedor la aclaración de términos que a veces se toman como sinónimos tales como "couseling", asesoramiento, consulta, y consulta colaborativa (ver figura 3).

thumbnail.php-file_guid=15318&size=normal.jpg 

       Del segundo punto del artículo (¿de qué asesor estamos hablando? el orientador como asesor interno) destacar simplemente la idea de que para el asesor o asesora es fundamental instalarse en el enfoque de la investigación-acción con un constante discurrir de la práctica a la teoría y de ésta a la práctica, en una espiral continua. También que el asesor se sitúa en un modelo socio-pedagógico, lo que supone además tener presente un enfoque sistémico de la institución escolar, lo que nos permite también tener presentes los grandes cambios sociales que están influyendo en la práctica educativa y ser sensibles para percibir las tensiones que son capaces de crear en nuestras escuelas. También me pareció muy interesante el modelo de intervención, que se alimenta de algunas de las propuestas de Fullan (2002), Hargreaves (2003) y Hargreaves y Fink (2002,2006). 

       Para concluir, y quizás aquí es donde más hay que reflexionar, primeramente decir que el títutlo: "concluyendo: colaborar e innovar: "pegamento y vitaminas" es un título muy sugerente. Así podemos hablar de dos grandes ejes o nudos en torno a los que tejer la labor asesora (orientadora) en un centro educativo: por un lado, el conjunto de actividades y tareas relacionadas con la colaboración y la cooperación ("pegamento") y por otro, la actitud positiva, creativa para generar y dinamizar situaciones de cambios para la mejora ("vitaminas").

img125156.jpg                                           thumbnail.jpg

            De la importancia de la colaboración y  de la cooperación ya hablamos en ocasiones anteriores. En cuanto al aspecto de las "vitaminas" decir que el asesor puede ser el encargado de acompañar, animar y revitalizar cuando sea preciso, para aprender a retroalimentarse de lo positivo y valorar en su justa medida los fracasos o lo negativo: hacernos ver a nosotros mismos y a los demás que se estén consiguiendo cosas. Optimismo: "podemos ser pesimistas teóricos, pero hemos de ser optimistas prácticos".

           En definitiva, un artículo muy intesante y con mucho jugo, que como ya dije vamos exprimiendo en distintas clases, de ahí a que no profundizara en todos los aspectos. Es una visión del asesoramiento simple y clara, y lo más imporante "basada en hechos reales".