La tecnología en un día.

Os recomiendo que leáis esta historia, puede que sea un poco larga, pero vale la pena. Nos hace reflexionar sobre la rapidez en la que avanzan las tecnologías. Espero que os guste.

 

“Una vez, a medianoche, los hombres y mujeres tuvieron el mundo a su disposición. Durante mucho tiempo, habida cuenta de lo que sabemos, permanecieron muy tranquilos; durante la mañana y la tarde de ese día, se limitaron a vagabundear en pequeños grupos, a cazar animales con puntas y flechas, a refugiarse en cavernas y vestirse con pieles. Hacia las seis de la tarde empezaron a aprender algo sobre semillas y agricultura; hacia las siete y media de la tarde se habían establecido en grandes ciudades, en Egipto, Mesopotamia, la India, etc.

Después llegó Moisés, a las nueve menos cuarto. Tras él vinieron Buda, en la India; Sócrates, en Grecia, y Confucio en China, que se fueron todos juntos, aunque sin llegar a conocerse, hacia las diez y diez. En torno a las diez y media apareció Cristo, algo después de la Gran Muralla china y de Julio César. Veinte para las once cae el poderoso Imperio romano de occidente y se comienzan a formar los reinos cristiano-germánicos. A las once fue el momento de Mahoma.

Hacia las once y media surgieron las primeras grandes ciudades en Europa del Norte y el comercio se reactiva en el mar Mediterráneo. A partir de un cuarto para las doce aparecen los Estados modernos en Europa, de los cuales salieron hombres y mujeres a explorar y explotar el resto del mundo. Primero expoliaron América del Norte y del Sur, luego la India y, finalmente, África. Cuatro minutos antes de la medianoche en Francia estalla una revolución que acaba con la monarquía y en Inglaterra se inventaba una máquina de vapor. Los países europeos se industrializaron.

La riqueza y el poder atrajeron disputas entre ellos, dos minutos antes de medianoche se desencadenó una gran guerra, a la que siguió otra semejante sólo cincuenta segundos después. En el último minuto del día esos hombres del Norte de Europa fueron expulsados de la India, de África y de muchos otros países, pero no de Norteamérica, donde se habían instalado en forma estable.

En este último minuto, además inventaron armas nucleares, desembarcaron en la Luna, doblaron la población mundial y consumieron más petróleo y metales de los que habían utilizado en las precedentes veintitrés horas y cincuenta y nueve minutos. Volvía a ser medianoche, el inicio de un nuevo día. "

Robin Richardson "Learning for Change in World Society"

Comentarios

  • Enelina

    Que buena entrada Tamara, y tampoco es tan larga.

    Sirve para ver a la perfección todo lo que cambiamos y el poco tiempo que hemos tenido para asimilar dichos cambios

     

    Un saludo

  • Sara Cancelo Pereiro

    Bufff!!!increíble! me ha encantado y me deja muy preocupada con lo importantes que están siendo los cambios en estos “últimos minutos”…espero que solo quiera reflejar esta historia la vida en la tierra del ser humano en un día, porque por otra parte me hace pensar que realmente lo que refleja es que se está es acabando el tiempo y que los cambios que estamos llevando a cabo nos destruirán, llevándonos a “un nuevo día” (creo que esto va más en la temática de educación ambiental, pero en estos temas soy algo tremendista y todo lo relaciono con los actos del hombre y su desprecio por la naturaleza en la innovación y sobre todo en el consumo). 

  • Nerea Bastón Martínez

    Madre mía Tamara!!! Que pasada de entrada, lo pequeños que somos comparados con el mundo y lo que se ha evolucionado en cuestión de un minuto.... Pero sobre todo, lo que ha desmejorado la cosa desde que nosotros estamos aquí y en un breve espacio de tiempo comparado con lo anterior.

  • Tamara Fernández Iglesias

    Me alegro un montón de que os haya gustado esta entrada. Tuve la suerte de que en 3º de la ESO, nuestra profesora de Historia y Geografía nos leyera esta historia haciéndonos reflexionar acerca del tema en cuestión. Cuando empezamos con esta materia, me acordé de esto e inmediatamente me puse a buscarla, y finalmente, nada mas encontrarla la publiqué.

    Estoy de acuerdo con lo que decís respecto a la interpretación de la historia. Nos hace pensar sobre la rapidez con la que avanza el mundo, ya que en solo "un minuto" en relación a la tecnología avanzó sin darnos cuenta. También es cierto, que con la rapidez con la que estamos avanzando puede que haya un día en el que se acabe, y tengamos que volver a empezar de cero. Como decía Albert Einstein "No sé con qué armas se luchará en la tercera Guerra Mundial, pero sí sé con cuáles lo harán en la cuarta Guerra Mundial: piedras y palos" Es decir, en relación con lo que decíais, empezaremos un nuevo día.

  • Yolanda Freire

    Como reflexión de esta entrada, saco en claro que la historia se repite. No vale de nada conocer nuestro pasado, los errores que ha cometido la humanidad, porqué volveremos a torpezar en la misma piedra. 

    Buena entrada Tamara, muy reflexiva.