Integración tecnológica

Después de las clases de esta semana en la cual hemos hablado sobre las políticas de integración de las tics en los centros educativos, he querido buscar información sobre algunas cosas relacionadas, y contar un poco mi experiencia con éstas.

Cuando empecé a ir al colegio, los ordenadores eran de uso administrativo, es decir, lo utilizaba la directora del centro y pocas personas más, pero poco a poco gracias a las inversiones del estado en tics se fueron comprando algunos ordenadores más para que los pudiesen utilizar los alumnos. La primera vez que entré en el “aula de informática” fue en la ESO. La utilizábamos en clases de informática, donde aprendimos a utilizar el Power Point, el Excel, el Access e incluso a diseñar una página web, así como otras funciones básicas como hacer una carpeta nueva, o simplemente cortar o pegar, cosas que hoy en día lo tenemos más que aprendido y lo hacemos incluso de manera inconsciente. También lo utilizamos en plástica, donde aprendimos a utilizar el PhotoShop y en otras asignaturas para hacer ejercicios relacionados con el tema que estábamos dando.

También existían de aquella los proyectores. El primer proyector que yo vi fue uno en el que se metían dentro como unas pequeñas diapositivas de cristal que se reflejaban en la pared.

Los vídeos los veíamos en las “salas de vídeo” o llevábamos una tv a la clase que estaba dentro de un enorme mueble con ruedas para poder llevarlo de un lado a otro.

En el instituto los vídeos los veíamos en el salón de actos. Ya no utilizamos el proyector y jamás supe donde estaba la sala de informática.

Sin en cambio ahora, en la universidad, la mayoría de las clases tienen proyectores de cañón, y hay suficientes ordenadores que pueden utilizar los alumnos, además de que éstos pueden utilizar sus propios ordenadores, tablets, etc.

Lógicamente, si un centro o un aula está dotada de tecnologías de todo tipo los profesores deben saber utilizarlas adecuadamente, por lo tanto en necesario que se formen, que se alfabeticen tecnológicamente. Muchos profesores se sienten perdidos en esto de las TIC’s.

“ La formación del profesorado para algunos autores (Northfield y Gunstone 1997, citado por De Vicente 2000) tiene dos propósitos:

• Ayudar a que aprenda y explique los conocimientos adquiridos sobre

procesos de enseñanza-aprendizaje.

• Aprender a equilibrar el contexto y el currículum con la mejora de la

enseñanza y el aprendizaje.”( http://edutec.rediris.es/Revelec2/Revelec39/pdf/Edutec-e_39_Marin_Vazquez_Llorente_Cabero.pdf)

 

Tanto en el Proyecto Abrente (1984) como en el Proyecto Estrela(1988) (los del de Galicia) se formó a los profesores en las tecnologías de la información y de la comunicación.

Después de mi experiencia en el Practicum I en el primer colegio al que yo fui, todavía había muchos profesores que no sabían utilizar la impresora o el ordenador, sin embargo, otros acababan de aprender a utilizar un Comunicador Personal Adaptable, aparato que utilizan las personas con problemas de comunicación. Una de las logopedas, me explicó que en el centro solo lo tenían 3 niños y que para conseguirlo, el pediatra tiene que mandar un informe a la Xunta, que es la que lo proporciona.

En mi opinión, el Estado debería invertir más en aquellas tecnologías que son imprescindibles para las personas con Necesidades Educativas Especiales y en las que sean útiles para el alumnado, y en la formación del profesorado para que éstos los enseñen a utilizarlas correctamente ya que en las aulas 2.0 pueden distraerse jugando o viendo otras cosas que no estén relacionadas con la asignatura que en ese instante se esté impartiendo.

WEBGRAFÍA:

http://pedablogia.wordpress.com/2012/05/06/3519/

http://edutec.rediris.es/Revelec2/Revelec39/pdf/Edutec-e_39_Marin_Vazquez_Llorente_Cabero.pdf

http://www.monografias.com/trabajos902/politicas-publicas-integracion/politicas-publicas-integracion2.shtml

http://es.wikipedia.org/wiki/Comunicador_Personal_Adaptable