Recapitulación. Viajemos 80 días al pasado.

Bueno, ya llega la hora de ir diciendo adiós a nuestra trayectoria por la asignatura de Tecnología Educativa, lo que no quiere decir que nuestro viaje por la tecnología educativa haya llegado a su fin. Ni mucho menos, esto no ha hecho más que empezar.

Realizo esta entrada para explicar lo que he estado haciendo a lo largo de mi E-Portafolios, a la vez que reflexiono acerca de mi propio proceso de aprendizaje en la materia. Además, considero clave la realización de esta entrada, ya que me servirá como síntesis previa, y base para la realización de las páginas que conformarán el conjunto de mi E-Portafolios. Antes de comenzar pienso que no está de más aclararnos en lo referente al concepto de e-portafolios:

  • Un e-portafolios es la forma en que una información externa pasa a formar parte del conocimiento de un alumno; es la forma que el alumno expresa el conocimiento adquirido.
  • Se usará el e-portafolios para la realización de actividades generales planteadas por el docente y, sobre todo, para expresar en forma personal aquellos temas que son tratados en el aula. Para cada tema, el alumno irá creando nuevas secciones (o páginas) en su e-portfolio personal.
  • Un e-portafolios debería ser siempre visible por el resto del grupo, ya que su función es publicar la información que desea dar el alumno de sí mismo, en forma de datos, opiniones, gustos y preferencias... Es la manera en que un trabajo personal toma carácter comunicativo.

(Material recuperado de: http://recursostic.educacion.es/observatorio/apls/wikiseneducacion/web/index.php/E-portfolios ).

E-Portafolios

Pues bien, comenzaré por el principio de los tiempos. Al igual que a la mayoría de (por no decir todos) mis compañeros, la idea de realizar un blog en el que iríamos plasmando todos nuestros aprendizajes, opiniones, hallazgos, dudas... me aterrorizaba (al igual que me pasaría posteriormente con la realización del vídeo). Y mucho más al pensar que sería nuestro objeto de evaluación final. Pero "nunca choveu que non escampara", y me puse a ello. 

En lo referente al comienzo de mi proceso de aprendizaje, se puede observar en mis primComienzoeras entradas el miedo con el que comencé su realización. El escepticismo que me invadía en todo lo referente a la tecnología en la educación era enorme. Ni siquiera sabía por dónde empezar. Pienso que esto se ha visto fundamentado por la escasa presencia por no decir nula, hasta el momento, de la tecnología en nuestra experiencia académica, o por lo menos su escasa presencia de una manera didáctica, y satisfactoria. Por ello comencé por la entrada "¿Hay límites?", en la que muestro una cara negativa de la tecnología en la sociedad. Poco a poco, según avanzaban las clases de la materia me fueron surgiendo algunas dudas que intenté resolver con nuevas entradas, como: "Información, Conocimiento y viceversa", en la que reflexiono sobre la circulación de la información y el conocimiento en la red, y el papel de la escuela al respecto. Entrada que decidí realizar por una duda que me había surgido durante la clase expositiva. A partir de aquí, decidí equilibrar mi primera entrada negativa con la entrada "La magia de la tecnología" en la que reflexiono acerca de la importancia de las innovaciones en las aulas.

A medida que pasaban las semanas he ido tocando cada vez temas más relacionados con la materia en sí, tales como: "Aprender y enseñar en la cultura digital" o "Lograr la precisión en la búsqueda", que me han proporcionado conocimientos útiles en lo referente a la integración de las TIC en las aulas, y nuestro papel como futuros pedagogos al respecto. Estos temas han estado, a lo largo de mi portafolios, entrelazados con otros temas más complementarios que intentaban dar una visión de actualidad al mismo, como: "Arresto domiciliario virtual", las experiencias de integración de las TIC o mi entrada de "Estaba en Internet y yo lo cogí de ahí". Aunque las defina como complementarias, he de indicar que estas entradas también me han ayudado mucho a comprender la realidad que nos rodea en el mundo de la tecnología, así como las posibilidades que tenemos en éste y todo lo que nos queda por hacer.

Como he venido diciendo, todas las entradas de mi e-portafolios se complementan unas a otras. Es en la recta final del mismo, durante las últimas semanas de clase, cuando empiezo a profundizar en otros aspectos relevantes tratados en la materia. Pienso que al encontrarnos en la recta final, y ya llevar unas cuantas entradas en la "mochila de mi aprendizaje", mi práctica con las entradas del blog había mejorado, además de que ya contábamos con la valoración de la profesora así que sabía qué aspectos de mis exposiciones debía mejorar. En este sentido, considero que, en mi caso, estas últimas entradas han sido de las más productivas que he realizado. En ellas profundizo sobre Puzzleaspectos clave en la integración de las TIC en las aulas, o de las TIC en la formación en general, y sobre todo sobre el rol del pedagogo al respecto. Me gustaría dividir este bloque en dos subapartados. El primero de ellos referente a las herramientas que he destacado a lo largo de mi aprendizaje: el JClic, la WebQuest y las Wikis. Y el segundo, en referencia a temáticas más amplias, como es el caso del E-Learning, el PLE y la evolución de la Web. Éstas últimas entradas me han proporcionado muchísimo conocimiento acerca de las perspectivas de futuro de la educación, así como el papel del pedagogo en todo esto. Dentro de estas últimas entradas hay contenidos claramente explícitos, bien porque lo remarco claramente en la misma o bien porque aporto definiciones y contenidos sobre ellos, pero todas ellas cuentan con contenidos implícitos que debemos tener en cuenta, como el tema de la brecha digital (sobre el cual me hubiera gustado profundizar un poco más), los MOOC, los buscadores, los LMS, etc.

En relación a esto último, he de destacar que he ido incluyendo desde el comienzo de mi E-Portafolios el rol del pedagogo como elemento transversal en la totalidad de mis entradas. A simple vista, no le he dedicado una entrada en especial, pero en todas y cada una de las entradas he intentado clarificar cuál es nuestro papel al respecto como profesionales, nuestra proyección de futuro o bien el papel de la escuela en esa materia; y en el caso de que éste no estuviera muy claro, he aportado cuestiones al respecto. Pienso que aunque tratemos temas de tecnología y de actualidad de la sociedad del siglo XXI, no debemos olvidar que nuestro objeto de estudio y, por tanto de trabajo, es la educación. Y está en nuestra mano darle ese punto de vista a los temas que tratemos. De este modo, esta materia y todo lo que en ella he tratado, ha ampliado muy positivamente mi proyección de futuro. La escuela tradicional es el pasado y está en nuestras manos construir la escuela del siglo en el que vivimos.

A modo de síntesis en esta entrada, quiero reafirmar lo que he comentado en un principio: nuestro viaje por la tecnología educativa no ha hecho más que empezar. El hecho de haber realizado este portafolios, desde mi punto de vista, nos ha aportado a todos nosotros mucho más de lo que esperamos desde un principio. El poder ser autónomo en tus aprendizajes, elegir lo que quieres aprender, qué temas te resultan más interesantes, reflexionar, cuestionarte, buscar soluciones, criticar tus propias posturas... son competencias que no hubiera adquirido de no haber realizado este trabajo de manera progresiva. Desde siempre, y como futuros profesionales de la educación, hemos criticado el hecho de valorar todo nuestro recorrido por una asignatura realizando un único examen final. Y qué mejor oportunidad que ésta, en la cual vemos reflejadas todos nuestros pasos a lo largo de ese recorrido. Recorrido al que ponemos fin ahora, pero que como he dicho, no ha hecho más que empezar.

Final

Referencias Documentales

Webgrafía

http://recursostic.educacion.es/observatorio/apls/wikiseneducacion/web/index.php [Consultado el día 28 de mayo de 2013].


* Nota: el resto de material incluído en esta entrada ha sido elaboración propia, empleando como fuentes mis anteriores entradas en el Stellae.