Navegación

No se han creado páginas aún

  • Páginas
  • Ana Groba
  • 1.5 ¿Qué es lo importante del safari? ¿Cuál puede ser la misión del guía? ¿De quién depende?

1.5 ¿Qué es lo importante del safari? ¿Cuál puede ser la misión del guía? ¿De quién depende?

¿Qué es lo importante del safari? ¿Cuál  puede ser la misión del guía? ¿De quién depende?

Un safari es un viaje para disfrutar de un contacto salvaje con la naturaleza. La meta que el guía se propone es que los turistas puedan disfrutar del viaje y resolver aquellas dudas que tengan, enseñarles cómo deben observar durante el camino. Y  lo mismo sucede con el asesoramiento, lo importante es dar apoyo al asesorado en el camino, para que vaya llegando a la solución paso a paso, disfrutando a ser posible de esta relación y de la interacción con el asesor… llegar a la resolución de forma autónoma, pero sintiéndose acompañado. [TWEET: "Lo importante no es volar, sino hacerlo acompañado" (Anónima, en la red)]

El guía tiene como comentamos en clase, la función “orientar, facilitar, ayudar, mediar, apoyar, colaborar, guiar, asesorar (…) 

 

dibujo palabras.jpg

En esta metáfora del safari, quería traer una de las reflexiones que hice a lo largo del blog http://stellae.usc.es/red/blog/view/21643/repensando-la-sesin-anterior : “Con ello hacíamos alusión a la multitud de escenarios en los que puede trabajar un asesor, la dificultad de indagar sobre todos ellos, y sin embargo, una vez descrito el escenario tiene funciones muy concretas. Como un árbol con muchas ramas, y que cada rama desemboca en una pequeña área donde un asesor puede desenvolver su trabajo”. El guía (asesor), tiene diferentes funciones a las que atender. Así aparte de explicar aquello que se va topando en el camino y responder a las preguntas de los turistas, atender a posibles problemas mecánicos en el coche, a los posibles problemas o necesidades de la gente tiene además que tener en cuenta a las indicaciones del conductor y el clima (conductor y clima, representarían en este caso la comunidad y la administración de las que el asesor depende también para realizar su labor).

 

El grupo de turistas, van cambiando, por lo que también es importante conocer y acercarse a ellos de forma distinta pues cada uno tiene unos conocimientos que otros no tienen, etc. Como ya he descrito: “Cada profesor tiene su historia y sus razones para tener prudencia  y recelo ante el cambio. Han vivido injerencias y fracasos suficientes como para fiarse más de lo que creen y hacen que de mis propuestas (Orientadora de EOE)”   (Monereo y Pozo, 2005:248)

 

Si el guía fuese realmente un buen guía, podríamos añadir que le gustaría que cada grupo de turistas saliese de allí con otra visión de la naturaleza, compartiendo una visión de cuidado y respeto por el mundo animal, de lo frágil que son los hábitats donde se mueven e incluso que aprendiesen algunas de las características más impresionantes de estos seres. Así si la situación que se diese fuera la descrita, podríamos hablar al final de la visita de que hay una cultura común (http://stellae.usc.es/red/blog/view/23125/nadar-por-un-momento-en-la-misma-peceragt-acuarios-distintos   O http://stellae.usc.es/red/blog/view/24042/maneras-de-entender-la-realidad-asesor-asesorados-y-el-muro-que-los-separa ) un conjunto de significados creados entre el guía-turistas, que son modelados y únicos de cada grupo que pasa por esta empresa, con este guía y en ese coche.  ¿Acaso no sucede lo mismo en un centro educativo? El asesor y asesorado se encuentran en una institución con una cultura, una cultura que se modifica o permanece en las relaciones que allí se establecen sumado a otras características como puede ser el clima del centro. Se trata de un elemento que sujeta todas las interacciones y acciones que se llevan a cabo ¿podría el guía por ejemplo incitar a la caza de animales o apoyar las reservas naturales? Y posiblemente dependiendo de los valores que la compañía tenga, los turistas saldrán con unas u otras ideas.