Último tramo de esta 1ª etapa

Último tramo de esta 1ª etapa

Última actualización de en silvia

Otra cuestión que nos ocupa es la siguiente:¿es lo mismo un orientador que un asesor? Yo pienso que el asesoramiento está dentro de la orientación, que la orientación es más general, ya que abarca muchas otras funciones.

Ante esta duda tan frecuente, conviene tener en cuenta el siguiente cuadro:

Asesoramiento-Orientación

El asesoramiento está más comprometido con aspectos curriculares (y me refiero a aspectos que tienen que ver con la definición de propósitos del centro, los estilos de enseñanza, el currículum oculto, las prácticas de evaluación, las reglas y los rituales de las rutinas del aula y el centro) organizativas y de desarrollo profesional.

Aquí destacamos que el trabajo de orientación implica el de asesor, pero el de asesor no implica el de orientación. En general, el rol de asesor está bastante diluido en el papel del orientador dentro del contexto de la escuela.

 

Según Rodríguez Romero, la orientación está más enfocada a los estudiantes (es una práctica directa), y en ella la gama de opciones y los cauces que se ofrecen están relacionados con el horizonte académico  y con las salidas que se les presentarán en el mundo laboral. Sin embargo, en el asesoramiento las acciones de apoyo están más dirigidas a los profesores/as principalmente (es una práctica indirecta), y lo que está en juego es su identidad profesional y los márgenes de autonomía que caracterizan su ejercicio profesional.

Cuando decimos que la orientación tiene un poder asimétrico, queremos decir que la relación del orientador es directamente con el alumno, y éste desempeña un rol y unas  tareas específicas, siendo sus roles de estatus diferentes; mientras, que el asesoramiento tiene un poder horizontal, lo que quiere decir que el asesor trabaja más directamente con los profesores, que son profesionales dentro de su mismo estatus, entre ellos se está llevando a cabo un proceso de retroalimentación. Así, entre asesor y profesores, se establece una comunicación bidireccional, ya que los temas que tratan son los mismos para todos, y entre todos han de tratar de llegar a un acuerdo. Es fundamental que se de una buena comunicación. En la orientación también es importante una buena comunicación, pero no del mismo modo, ya que en este caso el orientador es el experto y el que tratará de aconsejar y orientar de la mejor forma posible.

 

Antes de finalizar esta primera etapa del camino, y continuar con nuestra peregrinación, cabe destacar la importancia que se le da actualmente en nuestro sistema educativo, y la relevancia que han tomado los Servicios de Orientación. Estos servicios son fundamentales para detectar cualquier problema educativo o personal, y para tratar de orientar a los alumnos en cualquier ámbito o aspecto de su vida.

Se puede definir  la orientación como una de las cuatro acciones clave para crear entornos de aprendizajes abiertos, atractivos y accesibles. Además, las funciones de la orientación deben estar dirigidas también a la formación y al asesoramiento del profesorado, tanto a nivel individual como colectivo. Así mismo, la orientación no debe estancarse y debe abarcar a toda la comunidad educativa.

 

Así, creo que Ainscow, M. Hopkins, D. Soutworth, G. y West, M. (2001), en su obra: Hacia escuelas eficaces para todos. Manual para la formación de equipos docentes, hacen mención a los servicios de apoyo refiriéndonos a asesoramiento y orientación, destacando su característica de reforzador de la escuela:

  • Participación de los servicios de apoyo: Nuestra experiencia nos muestra que la participación de los servicios de apoyo puede reforzar la labor de una escuela. Este ejercicio ayudará a reconocer la ayuda exterior que está utilizando. Asimismo ayudará también a identificar las áreas en las que podría ser beneficioso utilizar más apoyo externo. Serviría también para reflexionar sobre cómo las personas o instituciones externas pueden tener un efecto positivo sobre la enseñanza y el aprendizaje.