D. Conclusión



image

 El mar. El mar representa el todo. El amplio abanico de conocimientos que nos queda por explorar y que se extiende más allá del horizonte, donde siempre habrá más y más océano que recorrer. El mar es la meta de todo rio. Comencé el desarrollo de este portafolio explicando que mi proceso había pasado por las fases de un rio, donde en un primer memento el miedo y la inseguridad se denotaban con respect

o a esta nueva forma de trabajo. Ahora, ese río que se caracterizaba por un desnivel y sus consecuentes saltos, ya ha hecho su camino y ha llegado al mar. Un mar donde debemos bucear las personas para entender el mundo que nos rodea y, en este caso, la tecnología. El camino de este río no acaba aquí, sino que le queda mucho por recorrer, no debe morir, tal como se asocia en la mayoría de los poemas dedicados a los ríos. El rio no muere en el mar, sino que se funde en él para seguir su camino. Con esto quiero dejar claro que siempre se generan nuevos conocimientos, siempre saldrá algo nuevo, algo innovador por lo que vale la pena seguir investigando y por lo que podemos seguir trabajando y descifrando. 

Llegados a este momento, es necesario introducir la conclusión final de la manteria, en la que recopilo todo el proceso por el cuál he llegado hasta donde estoy ahora. 

Conclusión. Cierre de la materia.

En esta entrada se resume mi etapa por el Stellae, con sus más y sus menos, con mis experiencias y con mis conclusiones acerca de mi propio proceso. Por ello, y una vez superado este cuatrimestre, considero que esta materia ha conseguido que desarrolle actitudes más positivas acerca de la tecnología, y darme cuenta de que muchas veces no sabía aprovecharla o no actuaba de manera correcta ante ella. De esta manera, comprendí que la tecnología mejora nuestra realidad cotidiana y aporta herramientas y recursos que nos facilitan el día a día, siempre y cuando realicemos un uso responsable de la misma. Gracias a ella también se ha ampliado mi campo de conocimientos con respecto al e-learning y a los recursos que la red nos proporciona en nuestra actividad como pedagogos.

El haber compartido conocimiento e información con la familia de pedagogos que hemos creado me ha servido mucho y me ha enseñado que juntos construimos conocimiento, y qué mejor que un espacio en la red para compartirlo, innovando y mostrando la gran utilidad que este tipo de redes nos dan. Por otro lado, y aunque en un primer momento no estaba para nada de acuerdo con este método de la libre elección, debo decir que al final, y no después de muchas dificultades, esto es lo que enriquece el portafolios. Esta variedad y el haber podido hablar de lo que tú realmente crees que es importante o interesante hacen que trabajemos más internamente y que desarrollemos nuestros criterios para la selección de estos temas que, si hubiese sido de otra manera, no hubiésemos conseguido.   

image

Por todo ello, debemos una especial mención al papel de la tecnología dentro de la educación. El haber investigado un poco sobre las nuevas concepciones de las prácticas pedagógicas y, con ello, lo nuevos medios en la red de los que podemos disponer, me ha llevado a la conclusión de que debemos aprovechar y exprimir al máximo la tecnología de la que disponemos, para así intentar adaptar los materiales y fomentar un cambio en lo referente a metodología y a las actitudes con respecto a la ella,  tanto desde nuestro ámbito como estudiantes, como futuros pedagogos y como ciudadanos.  

Por otro lado, y una vez hecho la entrada sobre la nueva ley educativa (LOMCE) y su visión de la tecnología, me ha hecho ver que, esta no se puede concebir como una parte del conocimiento aislado, sino que estos conocimientos pueden aplicarse a un amplio abanico de realidades, relacionando de esta manera las habilidades que se desarrollan en la misma a otras materias como pueden ser las matemáticas, como se expone en el siguiente video: http://www.lanzanos.com/proyectos/si-a-la-educacion-tecnologica/

Por último, este portafolios nos ha aportado mucho más de lo que se podía imaginar ese 26 de Febrero, dándonos la oportunidad de ser  el sujeto activo de nuestro propio conocimiento y permitiéndonos elegir nuestros temas, y el empleo de los tiempos a nuestro gusto. Ahora podemos decir que tenemos los criterios suficientes para seleccionar la información, que somos capaces de elegir de forma autónoma nuestro campo de conocimientos y que podemos, nosotros mismos, construirlo poco a poco. Por último, en cuanto al proceso de evaluación, siempre se ha criticado la evaluación tradicional con el empleo de exámenes como instrumento único y fundamental de valoración de lo que hemos aprendido. Desde nuestra posición como estudiantes y desde los principios de  la pedagogía nos quejábamos de que los métodos no eran los mismos que los que esta ciencia defendía y podemos decir que esta materia nos da una clara oportunidad de que se valore nuestro trabajo a través de la reflexión personal y de la propia experiencia con los conocimientos adquiridos a través de la misma, cambiando e innovando con respecto a las costumbres tradicionales.

image

Esto no ha hecho más que empezar y sabemos que el campo del saber tecnológico es mucho más amplio. La aventura debe continuar...