3.1- HUEVO DE MARIPOSA

3.1- HUEVO DE MARIPOSA

Última actualización de en Sheila Buceta Cobas

 

 

HUEVO DE MARIPOSA


En esta etapa de la vida de mariposa la compararé con la vocación, las experiencias de cuando eramos pequeños con nuestros profesores pero sobre todo con la elección de ser docente. 

Los blogs que utilizaré en esta subpágina serán los siguientes:

 

Echando la vista atrás... ( TEXTO DEL BLOG DE GRUPO)

 

LA DURA ELECCIÓN DE SER DOCENTE

 

De mayor quiero o debo ser....

 

Cuando una persona decide ser docente es porque ahí algo en su interior que le dice que su labor es transmitir a los demás y querer cambiar el mundo en el que vivimos. Estos tres textos nos  hablan de cómo decidir ser docente.

El primero de los textos, Echando la vista atrás habla de las relaciones que mantuvimos con nuestros profesores los que nos da una experiencia de las cosas que nos gustarían tener como futuros docentes, gracias a los momentos buenos y todo los que nos aportaron, pero también aquellas cosas que nos quedaron en la mente por no ser lo que esperábamos o necesitábamos en ese momento e intentaremos cambiarlo cuando lleguemos a ser profesores. Pero ¿como llegaron esas personas que nos acompañaron a lo largo de la trayectoria estudiantil a ser PROFESORES? y ¿como eligieron ser docentes?

Ser docente es una decisión muy fácil y  muy difícil de escoger a la vez. Muchos de los maestros de nuestro país lo son gracias a la vocación. Como hablo en mi reflexión de La dura elección de ser docente, mi pasado mi presente y  mi futuro yo tenia muy claro cual sería desde pequeña. Quizás fue porque alguien deseo con todas sus fuerzas que fuera maestra, o porque me gustaba ponerme delante de mis muñecas y enseñarles la tabla de  multiplicar, o simplemente porque había algo dentro de mi que me decía que ser maestra era mi verdadera vocación.

Pero en el texto también nos explica que el elegir ser docente puede venir cuando ya eres mayor y ves que el futuro o tu presente no te llena, que te falta algo, que sientes que tienes que hacer algo más por este mundo y por esta sociedad que no deja nunca de cambiar y que cada día nos sorprende con algo nuevo. Esas personas descubren una vocación tardía pero tan válida como la que levas en la sangre desde pequeña. Para finalizar están aquellos profesores que decidieron su futuro gracias a personas que les sirvieron de ejemplo, personas que los apoyaron incondicionalmente en esa trayectoria a ser docentes y que incluso cuando la vocación fallaba y las fuerzas flaqueaban estaban ahí para ayudarte a salir adelante y decirte que ser profesor era tu sueño.

¿Pero realmente necesitas la vocación para ser profesor? O ¿simplemente tienen que gustarte los niños? Ser profesor va mucho más allá de que te gusten los niños, si no que tienes que amar a cada niño y a sus consecuencias para poder llegar a solucionar cada uno de sus problemas. Muchas veces nos encontramos en aulas donde la maestra o el maestro ven truncado su sueño o meta de ser profesor porque se da cuenta de que cada niño es diferente y no sabe como llevar a cabo las clases. En mi caso después de enfrentarme a una clase de niños si que puedo decir que amo a los niños y puedo llegar a amar esta profesión.

En el siguiente texto, De mayor quiero o debo ser....., me planteo una pregunta muy importante a la hora de ser docente ¿ Que pasa cuando la vocación y la profesión no concuerdan? Por ejemplo cuando un profesor no tiene la vocación de serlo… ¿Puede ser un buen profesional si realmente el no cree en lo que está haciendo? En el sistema del profesorado nos podemos encontrar en ocasiones maestros que no están delante de una clase por que el lo eligiera, sino porque para ellos es un trabajo, una forma más de ganarse la vida, por eso siempre van a dar lo  mínimo de ellos, transmitirán conocimiento simplemente pero donde queda en todo esto los valores, el cariño hacia tus alumnos, el volcarte  más con ellos, esa inquietud de ayudarles a cambiar el mundo, todo esto surge cuando realmente la VOCACIÓN es la que mueve tu trabajo.

Para concluir con esta etapa, la primera etapa, cuando el PROFESOR aun es HUEVO y cuando empieza a tener clara su vocación, me quedo con una reflexión que creo que resume muy bien la vida laboral de un profesor:


“Cuando la vocación sea lo que mueve tu trabajo, dejaras de trabajar para empezar a disfrutar”

 

 

image