Nube de tags

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Tags de todo el sitio

El profesor/a, esa profesión que incluye muchas otras

Un profesor/a no es tan sólo aquella persona que se dedica a la enseñanza, bien en una materia o en varias. Esta profesión incluye además muchas otras: transmisor de valores y actitudes, ser a veces pedagogo/a, psicólogo/a, dibujante, escrito/a, traductor/a…

A esto debemos añadir que se ocupan, en muchas ocasiones de aspectos personales del alumnado llegando incluso a ser confidentes, amigos… Esto ocurre porque la profesión docente trabaja con seres humanos que tienen necesidades no solo educativas sino también de otra índole, pero que es necesario cubrirlas para que el objeto de la educación se lleve a cabo con éxito.

¿Por qué si el profesor/a es capaz de hacer todo esto, lo consideramos de forma peyorativa en la sociedad?

Se trata del prestigio social docente el cual ha cambiado mucho en las últimas generaciones, pero… ¿a qué se debe?

Los profesores deben enseñar y para ello es fundamental que posean conocimiento; esto es lo que esperan sus alumnos/as de ellos. Los discentes huyen de profesorado carente de empatía, con un aspecto enfadado, que no se involucra, que no domina la materia… sin embargo, se acercan a aquellos más cercanos, que se les ve activos en la vida del centro, que escuchan a sus alumnos/as y que dominan el contenido.  La mala reputación de algunos profesores/as  ha acabado por terminar con el prestigio docente ya que las malas críticas lo desacreditan.

Esto se encuentra en estrecha relación con lo que se habló en la sesión anterior: un profesor/ como gestor, como persona con ética y valores, formados continuamente, autodidactas, hermeneutas, innovadores, motivadores, humanistas…

¿Son muchas las cosas que se le exigen a una misma persona?

Es importante la personalidad propia del docente: su humor, su forma de vestir, sus gestos, su capacidad de improvisación, su participación, su empatía, etc. Todos estos factores condicionan la entrada en el aula y hacen que el proceso de enseñanza – aprendizaje se desarrolle de una u otra forma.

Es importante resaltar que la profesión docente es una de las profesiones con más bajas por depresión existentes, y esto, en gran medida, se debe a la cantidad de tareas que se les encomiendan. En ocasiones, pensamos que la responsabilidad última de la educación de los niños/as es suya y los tratamos como “magos” que todo lo pueden solucionar.

Desde la pedagogía, debemos echarle una mano al profesorado, que no se sienta solo ante su aula o sus funciones y hacerle sentir que tiene un apoyo para cuando la situación se venga encima (hecho que ocurre con gran asiduidad).

Por último, hacer hincapié en que el profesor/a que se resguarde bajo una mejor política educativa, un mejor clima escolar, una relación entre profesionales de la educación más estrecha, mejores condiciones laborales, etc, mayores serán las probabilidades de que desempeñe mejor su tarea docente, mejor visto será por la comunidad educativa y mayor prestigio social alcanzará.

A continuación, os adjunto una viñeta que refleja todo lo que un profesor/a es, y lo poco que se valora en la sociedad.

image 

WEBGRAFÍA

Recuperado de: http://3.bp.blogspot.com/-Hi1qGnProh0/T2CZUkY88gI/AAAAAAAAHus/_um6kJn5360/s640/1318+-+Profesor+de+espa%C3%B1ol+ELE.jpg

Comentarios

  • Mirian Cortiñas Pérez

    Como hemos estado hablando en varias ocasiones, ser profesor, es una profesión que abarca otras muchas como la pedagogía, la psicología y otras condiciones como ser un referente para tus alumnos y muchísimas otras cuestiones que hacen que un docente influya en el desarrollo tanto psicológico como social de sus alumnos.

    Me parece interesante, cuestionarnos porqué la sociedad sigue caracterizando de forma peyorativa la docencia, pero pienso que es una respuesta en la que influyen muchos factores, porque principalmente cada individuo de la sociedad habla desde su propia experiencia, y como todos sabemos hay profesores muy buenos en relación con la docencia y otros que dejan mucho que desear. Pienso que seguiremos en una lucha constante por mostrar la importancia que tiene la profesión docente y todas las dificultades que lleva consigo la misma.

    Un saludo Isa!

  • Gabriela Díaz Rodríguez

    La figura del profesor está más allá de ser un mero transmisor de conocimientos. Es ser además, una referencia del alumno/a en todos los aspectos y ámbitos que abarcan el proceso de E-A. Desde mi parecer, se les considera de tal manera por parte de la sociedad, debido a que parte de ellos, como bien dices ahí, no tienen una "vida" activa en el centro, simplemente su docencia se basa en transmitir conocimientos, y en muchos casos, de manera muy monótona. Pero también he de decir, que hay otra parte de ellos, que sí se dedican de manera indirecta, a transmitir valores que a todo ser humano, que lo conforman como persona, le hace falta para desarrollarse en lo intelectual, social y moral. Un saludo Isa, gracias por la información aportada!