El lado oscuro de la Web 2.0

Suele decirse que la libertad de acción y expresión que lleva asociada la Web 2.0 ha generado un sinfín de oportunidades para personas con ganas de aprender, pero... ¿Solo para eso? ¿No hay nada oculto además de eso aprender? ¿Será quizás un emprender?

Sea aprender, emprender, o ambas, muestra un lado profundamente negativo si lo relacionamos con el mal uso que se puede hacer de estas nuevaa herramientas. Atendiendo a esto me gustaría preguntaros:

  • ¿Como debemos entender este mal uso?
  • ¿Mal uso por parte de quién? 
  • ¿Solo de los usuarios? 
  • Y si es así, hay algo o alguien que se beneficie?

Me gustaría que relacionarais esto no con los fenómenos de fraude, usurpación de identidades o infundios; si no con lo que comentábamos hace unas semanas en clase. ¿Os imagináis a donde quiero llegar? Pues si, a el NEGOCIO, ese mismo que se constituye como uno de los tres ejes de los cuales se compone la web.

El que no hable en este post de los otros dos elementos en los que se apoya (tecnología y comunidad), no quiere decir que no tengan relevancia, o que no merezcan especial mención. Sin embargo, como fiel usuaria de internet, nunca me había parado a pensar en esa publicidad subliminal, en todo lo que hay detrás. Y... Por qué? Porque en la mayoría de las ocasiones "nos tragamos lo que nos echen", sin cuestionar el por qué si o el por qué no.

image

¿Cuántas veces nos hemos encontrado ante esto? Incluso yo, buscando información sobre este tema he tenido que hacer "click" en alguno de ellos. Pero... Qué supone ese simple "click"? Pues si señores, es sinónimo de ACEPTAR. ¿Y qué supone ese ACEPTAR? ¿ A quién beneficia? ¡BENDITO NEGOCIO!

Es cierto, existen recursos para intentar hacernos "invisibles" ante muchas empresas, ante este negocio, como por ejemplo GHOSTERY. ¿Pero por qué nosotros? ¿Por qué no son esas empresas las que cambian su método de actuación o persuasión?

Hay muchas preguntas en el aire, lo sé; y puede parecer una entrada un poco abstracta en algunos aspectos, lo sé y lo siento. Lo único que tengo claro es que debemos dejar de aceptar ese "vender sin vender".

Un saludo y buenas prácticas Smile

Comentarios

  • Miriam Iglesias Fernandez

    ¡A REFLEXIONAR SE HA DICHO! Buena entrada para que pensemos Zoraida. Ante la última pregunta que planteas sobre "quién se beneficia" creo que todos. Somos muy ilusos si creemos que unas personas que han levantado "un imperio-negocio" van a regalarnos algo por nada a cambio. ¿De verdad renunciariamos a todo lo que nos ofrecen aún sabiendo las consecuencias que acarrean? Creo que, lamentablemente, no. Yo me sigo descargando las nuevas versiones del Candy Crush, la linterna y relaciono todas las redes sociales entre sí. 

    Mi pregunta: ¿Conseguimos algo solo informando? ¿Lo "trendy" supera la privacidad?

     

    ¡Muy buena entrada, una vez más, Zoraida! 

  • Zoraida Golobardas Magdalena

    Hola Miriam!

    En parte estoy contigo, creo que, desgraciadamente somos los primeros en caer en sus redes...

    No se si conseguiremos o no cambiar esto, lo que está claro es que saberlo es un paso.

    Muchas gracias por tu aportación Laughing