Aprender de los errores

Como primera entrada de esta nueva etapa en esta red quisiera comenzar con el tema de aprender de los errores. Como mejorar y salir a delante a partir de estos.

Para ello, dejo el link de un trabajo realizado por Saturnino de la Torre un Catedrático de Didáctica e Innovación Educativa en la Universidad de Barcelona. También seria interasante el visualizado de un video muy famoso en el que Diana Laufenberg trata el aprendizaje a partir de los errores.

http://www.terras.edu.ar/jornadas/108/biblio/108De-una-pedagogia-del-exito-a-una-didactica-del-error.pdf

http://www.ted.com/talks/diana_laufenberg_3_ways_to_teach.html

Podemos decir que sobre este tema hai numerosas perspectivas y opiniones. Yo creo que Corregir los errores aumenta la capacidad e iniciativa para observar, indagar y rectificar. Se trata de aprovecharlos para avanzar en la adquisición de conocimientos.

El error es una constante en todo proceso de enseñanza-aprendizaje, pero es innegable que la didáctica tradicional lo consideraba algo punitivo y en esencia no bien visto.

Hoy día prevalece una didáctica constructivista donde el estudiante ocupa el lugar privilegiado en la enseñanza-aprendizaje; el error es ponderado porque se considera que el equivocarse es una oportunidad para el aprendizaje. Con el error, se dice, el estudiante se da cuenta que ante el aprendizaje no puede ni debe adquirir actitudes superficiales, y por lo tanto, ofrece una coyuntura para la autocrítica y para inferir la necesidad de aprender de los errores y fracasos: cuando un estudiante se equivoca, se le hace ver su error y se le invita a corregirlo. Es innegable que con ello aumenta su capacidad de curiosidad e iniciativa para observar, indagar y rectificar.

Muchas veces, lo que no mata te hace más fuerte, tal cual dice esa antigua frase. El tema es que debemos aprender de aquellas cosas que no hemos hecho bien. Pero tampoco tener una negación absoluta hacia aquello que nos ha dañado.  

Los errores deben hacernos aprender. Debemos tener en cuenta aquello que hemos hecho mal y sacar sus enseñanzas positivas. Mucha gente comete graves interpretaciones de sus fallos en la vida. 

Pero la cuestión es mucho más amplia y complicada que esto. El tema es saber qué es lo que nos ha hecho mal o cuál es el error que hemos cometido, pero sin dejar de ver las otras cosas positivas que puedan llegar a rodear a ese asunto problemático.

Esta frase de Alexander Pope sintetiza de muy buena manera esto que aquí está expresado. 

"Debemos tener cuidado de extraer de una experiencia solamente la sabiduría que contiene, y detenernos; no seamos como el gato que se sienta sobre la estufa caliente. Nunca volverá a sentarse sobre una estufa caliente (y eso está bien); pero tampoco volverá a sentarse sobre una fría."

En definitiva, no debemos tener miedo a equivocarnos o ofuscarnos cuando cometemos un error, esto puede ser un camino igual de válido para el buen aprendizaje. Como dice el refrán: "No hay mal que por bien no venga".


Comentarios

  • Adriana

    y qué has aprendido tu de los errores? como evaluas tu proceso de aprendizaje, en qué sentido puede ser entendido como error alguna etapa de ese proceso?