De mayor quiero o debo ser....

Cuando era pequeña siempre soñé con verme en una clase llena de niños pequeños, y transmitiéndole unos valores y ayudándolos a crecer y desenvolverse como personas. Eso se llama vocación.  Poco a poco fui creciendo y esa vocación se mantuvo firme hasta llegar el punto de elegir una carrera. Primeramente escogí la Carrera de Magisterio en Educación Infantil comenzaba ahí mi camino hacia la profesionalización de mi vocación.

Cada uno de nosotros cuando nacemos lo hacemos  con unas características que nos hacen especiales a través de los genes pero también la sociedad en la que vivimos nos moldea para elegir un camino el cual queremos seguir y eso es la vocación. En cambio la profesión se podría definir como ese  camino y actividad por la cual pasamos a ser provechosos para la sociedad con la cual solemos ganarnos el sueldo y poder vivir dignamente. ¿Pero que pasa cuando esa profesión y nuestra vocación no concuerdan? 

Hoy en día hay muchos profesionales de la educación, y en otras profesiones, que no están en sus puestos de trabajo por vocación. Algunos por el dinero, otros por casualidades y otros porque es lo que “surgió”. Pero, ¿ se puede ser profesional sin tener una vocación clara de lo que haces?

En las diferentes etapas de mi vida como estudiante fui pasando por una serie de profesores que me fueron aportando cada uno sus formas y maneras de impartir las clases y en mi opinión aquellos que vivían su profesión y estaban ahí por vocación estaban más volcados en el alumnado que los que su profesión no era mas que un trabajo.

Creo firmemente que  un trabajo se desempeña siempre de una forma más óptima cuando lo vives y lo sientes como una vocación más que si fuera una obligación.

 

image

Comentarios

  • Lorena Bibián Caramés

    Como falamos hoxe na clase, a vocación é un aspecto primordial para realizar da mellor maneira posible e do mellor xeito a profesión que un elixa. Estou dacordo contigo en que a vocación é un elemento clave nese camiño que un recorre ata desenvolver o que realmente desexa, despois de ser moldeado pola sociedade como ben dis.