Nube de tags

, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Tags de todo el sitio

Hoy empieza todo

“Hoy empieza todo”

 

Ficha técnica:

Título original: Ça commence aujourd'hui (Hoy empieza todo)

Año: 1999

Duración: 107 min.

País: Francia

Director: Bertrand Tavernier

Guión: Dominique Sampiero, Tiffany Tavernier, Bertrand Tavernier

Música: Louis Sclavis

Fotografía: Alain Cloquart

Reparto: Philippe Torreton, Maria Pitarresi, Nadia Kaci, Didier Bezace, Veronique Ataly, Nathalie Bécue, Emmanuelle Bercot, Françoise Bette

Productora: Les Films Alain Sarde / Little Bear / TF1 Films Production

Género: Drama | Enseñanza. Infancia

"Ça commence aujourd'hui"  (Hoy empieza todo)

 

Resumen:

El protagonista del film, es Daniel Lefebvre, profesor y director de una escuela infantil en Hernaig, una pueblo minero del norte de Francia, sumergido en la pobreza, ya que el 30% e la población se encuentra en paro a causa de la crisis de la minería. Daniel es un docente con muchísima vocación, lo que muchas veces le hace perder los papeles, y meterse demasiado en solucionar los problemas de todos los que le rodean en su día a día. Entre sus objetivos, el principal es sacar adelante a esos niños de la escuela aumentando los niveles de enseñanza, pero para ello debe conseguir recursos de dónde no los hay, porque se ve totalmente desbordado. Su día a día se puede resumir, en un querer, y no poder. Trata de involucrar a los padres de sus alumnos en las tareas del centro, pero se encuentra con una jerarquía de funcionarios que no le permiten ir más allá y lograr sus objetivos. Todo son trabas, asuntos sociales, inspecciones educativas etc. Debido a su afán por solucionar los problemas, se ve muchas veces embarcado en situaciones conflictivas, lo que provoca que su trabajo como docente esté siempre cuestionado desde el comienzo de la película. Se le pide que siga las normas básicas de la enseñanza estatal, mientras sus alumnos acuden a la escuela literalmente muertos de hambre, y en situaciones deplorables. A pesar de todas las trabas que se interponen en su camino, Daniel no cesa en sus objetivos, y no se da por vencido, hasta que logra el apoyo de toda la comunidad.

Esto demuestra en otras cosas, su vocación y su gran capacidad de paciencia, pero también se muestra en algunas escenas, que no duda en ponerse firme para defender sus ideas, sus opiniones y sus convicciones en determinados momentos. La cantidad de problemas en los que se involucra, hace que sus fuerzas de continuar flaqueen de vez en cuando, porque también influyen de manera importante, en su vida personal, en la que también atraviesa diferentes dificultades. Ante estas situaciones de impotencia, Daniel llega a plantearse dejarlo todo y claudicar, algo a lo que finalmente renuncia, gracias al apoyo que recibe tanto de su familia como de sus amigos.

 

Reflexiones e ideas relevantes de la película:

 

La película, socialmente, nos hace reflexionar sobre las desigualdades que hay en el mundo. Muestra un barrio marginal del norte de Francia que se ve perjudicado en todos os sentidos. Nos abre una ventana hacia una realidad social cada vez más constante. No quizás con tantos extremos, pero existen zonas d nuestro país en las que probablemente haya escuelas haciendo lucha contra muchos de los problemas que en la película se reflectan. Nos muestra también el papel del director antes estas situaciones, y nos hace reflexionar sobre todo lo que podemos hacer por solventar este tipo de situaciones desiguales, y tener un papel activo como ser humano dentro de la sociedad y la lucha por los derechos humanos.

En la película se muestran multitud de conflictos, de todo tipo, sociales, económicos, y también educativos:

            En cuanto a los sociales, podemos hablar de situaciones de incesto y violencia familiar con el niño al que pegan. Además se deja ver también el alcoholismo, método socialmente recurrente cuando las cosas no van bien, en la película se muestra con la madre de Leticia, que incluso llega a sufrir un colapso y abandona a sus hijos en la escuela. También podemos ver la marginación que sufren algunas familias, o delincuencia juvenil ante las necesidades económicas.

            Económicos, están bastante claros, las familias son pobres, más del 30% están en paro, no tienen trabajo y no pueden asumir las necesidades básicas.

            Por otro lado, los educativos: la falta de comunicación entre familias y centro, que conlleva la falta de participación de los padres en el proceso de aprendizaje y desarrollo de sus hijos. Otro problema que se muestra es la ratio de alumnos por aula, el profesor no da abasto con tantos niños y llega incluso a tener que rechazar coger más, pero cuando llega la inspección educativa le achacan que tiene que acogerlos sea como sea. La falta de personal en el centro y de recursos, el profesor es también el director.

Debemos ser conscientes de que para que las cosas salgan adelante, es necesaria la implicación de todos los agentes y sectores de la sociedad (colegio, profesores, familias, instituciones, ayuntamientos etc). Aunque nunca llueve a gusto de todos, y puede haber diversidad de opiniones, debemos de luchar por llegar a un consenso, ya que las cosas se consiguen más fácil y más rápido si todos aportamos. Pese a no tener apoyos por ningún sitio, en la película, Lefebvre, mostro esa actitud de implicación, de interés y de vocación por lo que hace y en lo que cree, valor más destacado sin duda, de toda la película.

Por último en relación más específica con la materia, esta película me parece muy buena en el sentido de que nos muestra una faceta docente en donde la vocación está presente. Al igual que en la película de “La lengua de las mariposas”, el profesor vive su trabajo día a día y su principal objetivo es que los niños aprendan. Aunque  está claro que también son películas muy diferentes la una de la otra, ya que en “La lengua de las mariposas” son niños más mayores, en un contexto bélico, y que salen a aprender “a la calle”; mientras que en “Hoy empieza todo”, la son niños más pequeños, una escuela sin recursos en un contexto marginal y pobre, en donde el profesor trata de hacer todo lo que puede. Lo que une a ambas es la voluntad de esos dos profesores, por tomar las riendas del proceso de aprendizaje y de ser maestros, de construir su propia identidad docente a través de las experiencias, para constituirse posteriormente como profesores referencia en la escuela. Muestran ambos, una voluntad de autonomía personal y profesional, que les otorga una autoridad moral perfectamente implícita en el guión cinematográfico.

Son sin duda dos claros ejemplos, de lo que sería un profesor ideal en la realidad social actual. Por un lado, ese papel de lucha sin recursos, de buscar nuevas fórmulas para alcanzar los objetivos como sea, con la capacidad de no rendirse; y por el otro, la capacidad de utilizar nuevas metodologías de aprendizaje, de aprovechar los recursos de nuestro entorno, de nuestros contextos sociales, de innovar, de hacer reflexionar, de crear en el alumno esa inspiración que hace que se vean atraídos por aprender, por continuar indagando más sobre lo que han visto. El compromiso de la escuela de hoy no puede ser solamente con el alumnado, sino también con las familias  y el entorno que nos rodea. Una escuela que se compromete con los valores democráticos, fomenta la participación de la familia, las implica en el desarrollo de sus hijos, y en el objetivo de hacer una escuela para todos, que aspira a trasmitir modelos de vida y valores desde un punto de vista sociológico. Dos películas realmente recomendables, que todos deberíamos haber visto al menos una vez, y que, sobre todo, nos dejan claro que si se quiere, se puede.

 

Webgrafía:

http://www.filmaffinity.com/es/film448577.html (Consultada a 04/12/2013)

http://amorenoyelcine.wordpress.com/peliculas/hoy-empieza-todo-2/ (Consultada a 04/12/2013)