El coaching, medio para el bienestar docente

Buscando información sobre el malestar/bienestar docente, encontré este artículo que me parece de importancia para explicar que el malestar/bienestar también puede ser influenciado. Con esto, me remito a la importancia que vamos a tener nosotros como futuros asesores/orientadores en la formación de un clima de bienestar docente, básico para una educación globalizadora y de calidad.

Si observamos el artículo y el vídeo desde una pespectiva del asesoramiento, encontramos que es un artículo pobre, con carencias...pero esta no es la cuestión. No debemos de ensimismarnos en el propio asesoramiento, cuando a veces las consecuencias del asesoramiento son mucho más importantes que el proceso llevado a cabo (No protendo de esta manera abrir la lata de procesos vs resultados, daría mucho para hablar). El bienestar docente puede ser una de estas consecuencias que propicie el asesoramiento, por lo que debemos de tener en cuenta que a nuestro lado trabajan profesores, que al igual que nosotros, que los alumnos y que las familias, son personas, con sentimientos y emociones, que evidentemente repercutirán en su trabajo.

Desde esta perspectiva, pretendo entresacar una relación existente entre asesoramiento e inteligencia emocional, que será una cuestión que debemos de tener en cuenta como futuros orientadores.

Sin más, expongo el enlace. Espero que os guste.

http://brujuladeorientacion.blogspot.com.es/2011/05/coaching-y-bienestar-docente.html

Comentarios

  • Mónica Rial Enjo

    Hola compañero, me parece super interesante que nos conduzcas hacia la relevancia de los aspectos emocionales del tema que estamos tratando, de tal forma que el vínculo que estableces entre malestar/bienestar docente y la inteligencia emocional debe estar presente como otro elemento más que influye de manera significativa, ya que como bien dices, los aspectos humanos tienen una gran repercusión en estos sentimientos generados en el individuo.

    Muchas gracias por el enlace, un saludo.

    Mónica Rial.

  • Daniel Blanco Carpente

    Gracias a tí Mónica.

    Un placer que comenteis en mis entradas.