Una experiencia con Squeak

Hace algunos años, hicimos la experiencia de llevar a niños de 3º de primaria a enseñar sus proyectos con squeak a los alumnos de 2º curso de magisterio que cursaban Novas Tecnolooxias aplicadas a educación. El resultado: los maestros fueron exraordinarios y los que estudiaban para ser futuros maestros se quedaron mudos de la emoción.

Comentarios

  • Lorena

    Después de haber visualizado este video, decir que me hubiera gustado participar en una actividad como esta, en la que la interacción no es profesor-alumno; sino alumno-alumno.

    Se podía apreciar un buen clima de trabajo, en los que ambas partes estaban motivados por enseñar y por aprender de alguien más pequeño a ellos.

    No obstante decir, que a pesar de que en los centros educativos utilicen squeak, se podía pareciar en el video, que alguno alumno utilizaban el material escolar de "toda la vida"; es decir; el bolígrafo y la libreta.

    La elección de la música me parece la más apropiada.

  • Miriam Perez Alvarez

    Neste video móstrase a capacidade de comprensión e comunicación dos máis pequenos, ademáis ó nacer na era tecnolóxica utilizan o ordenador e o programa Squeak con moita facilidade. Pola súa parte os alumnos de maxisterio están anonadados coa explicación dos nenos de 3º de Primaria. 

    Creo que esta proposta se debería estender a todos os centros educativos por que claramente se demostra nos videos visualizados tanto aquí como en clase, que os alumnos aprenden e interiorizan mellor as aprendizaxes investigando pola súa conta. Sendo esa curiosidade por saciar as dúbidas o que os fai ir máis alá.

  • Bárbara Saá

    Me parece muy interesante este tipo de proyectos y creo que se debe de seguir buscando actividades de este tipo, en el que el alumnado se pueda enriquecer del conocimiento de otros alumnos.

    En este caso la diferencia de edad es considerable, y también me parece oportuno este tipo de participaciones, ya que se le está dando mucha importancia al trabajo de los pequeños, de forma que se sienten muy orgullosos de su trabajo y de sus conocimientos y de tener la oportunidad de compartirlo con otras personas.

    A la vez, se les hace ver a los alumnos universitarios, futuros profesores, que los niños pueden sorprendernos muchísimo y que el aprendizaje no es solo una transmisión de conocimientos unilateral, profesor-alumno, sino que también pueden transmitirte nuevos conocimientos los alumnos a los profesores, profesores a profesores, y alumnos a alumnos.

    Me parece una actividad muy productiva y que despierta el interés de los niños y adultos y las ganas de aprender nuevas cosas y seguir investigando.